Ante el aumento de situaciones de ansiedad y estrés entre los jóvenes por el confinamiento causado por la pandemia, el Municipio de Jesús María atiende mediante pláticas y talleres de prevención sobre el suicidio, las adicciones y la violencia en el noviazgo, a este sector en las diferentes comunidades, señaló la titular de la Instancia de la Juventud, Elizabeth Piña de Lira.

La funcionaria municipal reconoció que ante el avance de la pandemia, se han disparado distintas problemáticas entre los jóvenes por el encierro en casa y ante la desesperación de no saber qué hacer, al no tener trabajo, o no poder regresar a la escuela, así como que los papás trabajan y tener que cuidar a sus hermanos. “Hay esa frustración de que ellos quisieran seguir su vida normal, pero no se puede”.

Por lo anterior, dijo que en la Instancia de la Juventud implementaron una serie de pláticas y talleres y se hacen visitas directamente a las comunidades y delegaciones del municipio en busca de los jóvenes, por lo que han establecido acuerdos con el Departamento de Salud Comunitaria a fin de abarcar lo más posible.

Detalló que los temas que se abordan son la prevención del suicidio, la prevención de las adicciones y la violencia en el noviazgo, aunque también buscan atender el cómo se sienten y el porqué toman ciertas decisiones y caminos. “Buscamos tener el acercamiento y que nos vean no como la institución, sino como un amigo y un apoyo para poder sanar las heridas que vienen desde la infancia con familias disfuncionales y que en la vida adulta les han perjudicado”.

Comentó que a la fecha han atendido a 538 jóvenes en 46 talleres aplicados, de los cuales 40 han sido canalizados a una atención más personalizada y para un seguimiento más profundo, además de que este programa será extendido hasta fin de año. “Hemos tenido muy buena respuesta y eso nos motiva. Primero platicamos con los padres para que ellos se comprometan a mandar a los chicos. A través del Departamento de Salud Comunitaria se lleva el taller de Terapia Dialéctico-Conductual que es para el manejo de emociones, detectar si han pensando en el suicidio, si tiene un tipo de depresión y ansiedad que se han dado por la contingencia. Son grupos cerrados de máximo 10 jóvenes, es un taller de 10 sesiones”.