El primer fin de semana de feria arrojó más de 200 detenidos por faltas administrativas, 87 de ellos fueron menores de edad de 12 a 17 años quienes se vieron involucrados en riñas, informó Moisés de Luna Martínez, director de Justicia Cívica en el municipio capital.
El funcionario señaló que el pasado fin de semana fue acelerado y que el 70% de los detenidos estuvieron involucrados en riñas dentro del perímetro ferial.
Según los reportes, 203 de los aprehendidos fueron hombres y sólo 8 mujeres. En cuanto a la edad de los menores detenidos, se especificó que oscilaban entre los 12 y los 17 años. En algunos casos, los padres tuvieron que ser llamados para recoger a sus hijos en el C4 debido a la saturación de la celda destinada en Base Volcán.

Ante esta situación, de Luna Martínez hizo un llamado a los padres de familia para que estén atentos y vigilen a sus hijos durante el evento. «Deben saber ¿Dónde están sus jóvenes? ¿Qué están haciendo? ¿Con quién se están juntando?», cuestionó.

La intoxicación por alcohol fue un factor presente en muchos de los detenidos, aunque no fue la única causa de los incidentes. Comentó que las riñas y los disturbios son las faltas más recurrentes.
En cuanto a la duración de la detención de menores en la Base Volcán, mencionó que se busca trasladarlos al C4 lo antes posible debido al espacio reducido y a la presencia de personas más agresivas.
La situación de los menores detenidos es una preocupación para las autoridades, quienes buscan garantizar un ambiente seguro durante la celebración de la feria.