Papelerías, tiendas de uniformes y zapaterías principalmente, han comenzado a reportar una mejor afluencia de clientes, de cara al inicio del próximo ciclo lectivo, al menos en negocios ubicados dentro del primer cuadro de la ciudad. A unas semanas de que se reanuden las actividades escolares, algunos giros relacionados tienen grandes expectativas para lograr un repunte en ventas ordinarias.
Por medio de un recorrido realizado, observamos una nutrida asistencia de padres de familia, quienes en algunos casos han comenzado a consultar costo de útiles escolares, calzado, mochilas, así como uniformes y todo lo equivalente para que sus hijos inicien de mejor manera el ciclo educativo entrante. En menor cantidad, otros padres de familia han podido realizar las compras de momento de manera anticipada, con el objetivo de evitar aglomeraciones en días posteriores.
En días pasados, la Cámara del Comercio (Canaco) y Acocen proyectaban un incremento del 30%, e incluso duplicando las ventas una vez que comiencen las actividades escolares y el dinamismo en la zona Centro de la ciudad.
Durante el recorrido, observamos que prácticamente todos los negocios, cumplen con las medidas sanitarias, desde la colocación de tapetes sanitizantes, uso de gel antibacterial, además de lectura corporal de temperatura, uso de cubrebocas indispensable y grupos reducidos de clientes.