Ahora fue en el Barrio de Guadalupe ubicado en el poblado de Calvillito, donde se registró un robo a mano armada a una cremería, durante el cual los asaltantes se apoderaron de un botín de más de 200 mil pesos en efectivo y se dieron a la fuga con rumbo desconocido.
Lo anterior provocó una fuerte movilización policiaca por parte de policías estatales y policías preventivos de Aguascalientes, así como de agentes de la Fiscalía General del Estado y elementos de la Guardia Nacional, pero no se logró dar con el paradero de los hampones.
Los violentos hechos se registraron el viernes poco después de las 05:30 de la madrugada, en un establecimiento comercial con razón social “Cremería Calvillito”, que se ubica en la calle Guadalupe Nájera, en el Barrio de Guadalupe del poblado de Calvillito.
En el lugar se encontraban trabajando alrededor de 10 personas, cuando repentinamente ingresó un grupo de cuatro hombres armados con pistolas tipo escuadra.
Los hampones forzaron el portón de la entrada principal para poder ingresar y posteriormente amagaron a todos los trabajadores, a quienes sometieron y dejaron amarrados de pies y manos con cinchos de plástico.
A todos ellos despojaron de sus pertenencias como fueron carteras, teléfonos celulares y dinero, para posteriormente de un escritorio de la oficina se apoderaron de aproximadamente 200 mil pesos en efectivo y escaparon en una camioneta Jeep, color blanco y al parecer con placas de circulación foráneas, haciéndolo aparentemente con rumbo a la carretera federal No. 70 Oriente.
Cabe destacar que fue hasta las 06:25 de la mañana cuando se dio la alerta a las corporaciones policiacas de lo sucedido, luego que a la negociación llegó uno de los clientes para comprar queso, que se dedica a vender en el estado de Jalisco.
A fin de realizar las investigaciones correspondientes, se trasladaron al lugar de los hechos los agentes del Grupo Anti-Asaltos de la PDI adscritos a la Unidad de Robos a Casa-Habitación y Comercio de la Fiscalía General del Estado.