La líder nacional de la Confederación Nacional Campesina, Leticia Barrera Maldonado, advirtió que las consecuencias del huracán Otis en Guerrero podrían repercutir en el precio de productos como el mango y el limón en Aguascalientes. Esta preocupación se suma a los problemas de abastecimiento que ya enfrenta la región debido a la escasez de lluvias.
Barrera Maldonado hizo un llamado de solidaridad a los agricultores de Aguascalientes para apoyar a sus compañeros en Guerrero, afectados por el huracán, y expresó su inquietud acerca de la disponibilidad de productos agrícolas provenientes de Guerrero y la región del Bajío.
Explicó que los productores de mango, limón y otras frutas en Guerrero han sufrido daños significativos debido al huracán, lo que podría resultar en un aumento en los precios de estos productos en Aguascalientes. Añadió que en algunas regiones ya se había completado la cosecha, mientras que el limón estaba en su apogeo, lo que podría agravar la situación.
Además, la falta de lluvia en la región ha generado preocupaciones adicionales, ya que limita la autonomía en la producción de alimentos. Los ganaderos, en particular, enfrentan dificultades debido a la falta de alimentos para su ganado, lo que los obliga a vender a precios más bajos. Se estima que más de 200 cabezas de ganado están siendo afectadas por esta situación.

LLAMADO. La situación climatológica también ha llevado a una disminución en el precio del ganado en el mercado local, lo que plantea desafíos para los ganaderos. Se prevé que el próximo año sea aún más complicado si no se registran lluvias suficientes. Barrera Maldonado instó a la gobernadora, Tere Jiménez, y al gobierno federal a implementar estrategias para abordar la escasez de alimentos y mitigar el impacto económico en la agricultura y la ganadería.