La industria de la construcción se encuentra semiparalizada, pues en materia de obra pública algunos están desarrollando pequeñas obras licitadas, y también se mantienen con actividad los que son parte del proyecto en desarrollo del libramiento carretero poniente, externó el presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, Ángel Palacios Salas.
Las inversiones han sido pocas y en lo privado también se tienen muchas restricciones, y son pocos los que de momento se atreven a aplicar recursos en algún proyecto; se sabe de algunos desarrollos de naves industriales, pero son contados, así como en el sector inmobiliario, pero también con sus limitaciones.
Al inicio de la pandemia, comentó Palacios Salas, se pensó que sería una situación temporal y en cuanto se reactivó la movilidad, surgieron nuevas esperanzas, no obstante los recursos de la Federación principalmente, no fluyeron y lo del estado nunca será suficiente, aunque se reconoce el esfuerzo por dar trabajo a varias constructoras que de esta manera, también han logrado sostener a su plantilla de trabajadores.
“Hay algunas inversiones de construcción de desarrollo de naves industriales, desarrollos inmobiliarios y algo de industria”, si bien todo está corto en la expectativa, lo que se espera es cerrar el año con algo de trabajo y con proyectos que puedan continuar el año venidero.
Un aliciente al menos para el inicio del 2021 que se espera también más complicado, inclusive que este año, es que algunos desarrollos comerciales siguen detenidos pero no cancelados, “hay una plaza comercial en suspenso desde el año pasado -entre Jesús María y Aguascalientes-, pero mientras no sea cancelada, es una obra importante pendiente.
Y esto también es entendible, dado que, dijo, la situación del comercio no ha sido la más favorable, pues ha sido uno de los más afectados en esta pandemia, sobre todo en algunos giros que para la ciudadanía no son esenciales, “esta es una de las causas por las que los proyectos de creación de plazas comerciales están detenidos, porque hay incertidumbre sobre el éxito que éstos pudieran tener, ante la más probable, falta de clientes”.

¡Participa con tu opinión!