Isabella González y Claudia Guerrero
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Ante las críticas de Estados Unidos de que México no hace lo suficiente en el combate al narcotráfico, el Presidente López Obrador dijo ayer que son opiniones de un informe anual, algunas de las cuales no comparte pero respeta, y descartó una confrontación.
“Es un informe que se presenta cada año, ya conozco el documento. La Secretaría de Relaciones Exteriores va a emitir un boletín, pero la recomendación que hice hoy en la mañana al Secretario de Relaciones Exteriores (Marcelo Ebrard) es de que amor y paz, suave, suave, suave, suave”.
En la versión 2020 del Memorando Presidencial para Determinar a los Países Principales de Producción y Tránsito de Drogas Ilegales, Trump aplaudió avances del Gobierno de López Obrador, pero pidió hacer más para proteger a mexicanos y estadounidenses de los cárteles.
“Es un punto de vista que se respeta, es una opinión y no vamos nosotros a confrontarnos. Tenemos muy buena relación con el Gobierno del Presidente Donald Trump, tenemos muy buena relación con el Gobierno de Estados Unidos y no vamos a caer en ninguna confrontación política. Entre otras cosas, además de que no hay problema, de que son muy buenas las relaciones, que no hay nada que temer, además de eso, tenemos que ser muy cuidadosos porque hay elecciones en Estados Unidos”, insistió el mandatario.
Respecto al combate a los cárteles de la droga, López Obrador aseguró que todos los días se trabaja en ello y no tiene cargo de conciencia al respecto.
“¿No hay riesgo de que les quiten ayuda financiera?”, se le preguntó.
“No, no, no, al contrario”, respondió.
López Obrador insistió en que ese informe representa el derecho que tiene Estados Unidos de opinar y México lo respeta.
“Nada más, pero con Estados Unidos”, dijo haciendo la seña de amor y paz con las dos manos.