El ISSEA, hizo un llamado a la población para que durante la temporada de otoño e invierno pongan especial atención en la prevención de enfermedades respiratorias derivadas de las bajas temperaturas. El titular de la dependencia, Miguel Ángel Piza Jiménez, exhortó a reforzar el sistema inmunológico a través de la ingesta de alimentos ricos en vitamina C, así como miel pura de abeja y abundantes frutas de temporada como guayaba, naranja, mandarina, nuez, piñón, cacahuates, entre otros.
Asimismo, indicó que es necesario aumentar la ingesta de agua simple, y al realizar ejercicio, éste debe realizarse a media mañana o por la tarde, con ropa adecuada, cubrebocas y además el cuerpo debe permanecer hidratado.
Igualmente, señaló que si en la familia hay alguna persona enferma de gripe, bronquios u otra afección del sistema respiratorio, es necesario que acuda al centro de salud más cercano, que no se automedique y siga las medidas de higiene y prevención en casa para evitar contagiar a los demás.
También, Piza Jiménez recordó que es indispensable el uso del cubrebocas, lavado constante de manos y el estornudo de etiqueta.
De la misma forma, el titular del ISSEA mencionó que “no se debe calentar la casa con carbón, ya que el humo genera monóxido de carbono y se elimina el oxígeno necesario para respirar, lo que puede provocar asfixia y en algunos casos hasta la muerte”.
Por lo que para calentar la casa, es necesaria la entrada directa del sol, recorriendo las cortinas sin abrir las ventanas. Además, por ningún motivo deberán sellarse las ventanas, pues es necesario contar con oxígeno suficiente para poder respirar. De igual forma, deben evitarse las corrientes de aire y los calentadores tienen que ser usados con suma precaución.
“Hay que evitar corrientes de aire frío y estar prevenidos ante cambios bruscos de temperatura; abrigarse lo necesario y asegurarse que los niños y personas de la tercera edad, estén bien arropados”, apuntó Piza Jiménez.