Por Rubén Torres Cruz

Opera en Aguascalientes la primera clínica para tratar la resaca, misma que ofrece diversas alternativas para aliviar hasta en 30 minutos las consecuencias de un día de excesos en la ingesta de alcohol. Se trata de ‘C.R.U.D.A, Clínica de Rehidratación de Urgencias para Desintoxicación y Atletas’, ubicada en el centro comercial de segundo anillo y avenida Independencia.
El Dr. Octavio González, responsable de la clínica, señala que una vez que el paciente ingresa, se le hace un chequeo general para conocer el grado de intoxicación que presenta y a partir de ahí se recomienda el tipo de servicio.
Por menos de cien pesos, al paciente se le entrega un kit que contiene medicamento acorde a los síntomas que presente, además de vitaminas, rehidratación oral y energizante. Ese tratamiento se puede iniciar en casa y tiene un tiempo de respuesta de 45 minutos.
Existe también el servicio que al igual que las vitaminas y los sueros, ofrece oxígeno para el paciente y hasta tratamiento intravenoso, que va acompañado de oxígeno, así como medicamento, vitaminas y bebidas rehidratantes. En este caso, la persona que experimenta los estragos de la resaca, queda lista en media hora para continuar con sus actividades.
Octavio Giménez explicó que el atender de manera incorrecta la también conocida como ‘cruda’, ocasiona dolores de cabeza, escalofríos, mareos y vómito, ocasionado incluso una mayor deshidratación entre las personas. Recomendó no experimentar con ‘tratamientos populares’ como el ingerir alimentos picosos o aún más alcohol y evitar a toda costa automedicarse.
“Lo ideal desde luego es no llegar a la intoxicación etílica, que se manifiesta por medio del vómito, cuando esto sucede significa que la persona consumió en exceso”, señaló.
La resaca depende de cada persona, del tipo de bebida que se haya ingerido, la complexión física y hasta la edad. Actualmente a la clínica acuden en su mayoría hombres en edad productiva, pero también mujeres y personas adultas.
La clínica también ofrece servicios para atender golpes de calor e intoxicaciones alimentarias.