Dulce Soto y Zedryk Raziel
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Una de las primeras tareas a resolver en el Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) será la basificación de 87 mil médicos que ahora trabajan como suplentes, señaló Juan Antonio Ferrer, actual director del Seguro Popular y próximo titular del instituto.
El funcionario exhortó a los médicos, enfermeras y especialistas a unirse a la convocatoria de Médicos del Bienestar, quienes trabajarán en zonas vulnerables y alejadas.
A decir de Ferrer, a esta iniciativa se unieron ya 23 mil médicos, sin embargo, reconoció, el sector Salud enfrenta un déficit de 103 mil médicos, 250 mil enfermeras y 70 mil especialistas.
Ayer, el Presidente Andrés Manuel López Obrador presidió la instalación de la Junta de Gobierno del Insabi, la cual funcionará como la máxima autoridad de este organismo que se creó para sustituir al Seguro Popular.
Durante la ceremonia en Palacio Nacional, el mandatario ofreció que a finales del sexenio se contará con personal médico regularizado y con mejor sueldo para los doctores de las zonas rurales.
«Hay trabajadores que llevan años contratados por honorarios, que son eventuales. No se puede de la noche a la mañana basificar a más de 80 mil trabajadores que están en esa situación, pero sí podemos, poco a poco avanzar y cumplir con el compromiso de que a finales del sexenio estén ya regularizados, basificados, todos los trabajadores del sector salud. Ese es otro compromiso», indicó.
Ante funcionarios del sector salud y Gobernadores, señaló que el abandono del sistema es tan grave y prioritario de resolver como el de la inseguridad.
Destacó que se hizo una inversión adicional de 40 mil millones de pesos para el mejoramiento de infraestructura hospitalaria, abasto de medicinas y basificación de médicos, por lo que comprometió a Juan Ferrer, titular del Insabi, a que dé resultados.
El Presidente descartó iniciar la construcción de nuevos hospitales, y afirmó que se concentrará en concluir los que están abandonados.
El Mandatario tomó protesta a los 10 miembros de la Junta de Gobierno del Insabi. Con esta acción se cumple el requisito de contar con el órgano que regirá al Insabi previo a su entrada en vigor el próximo 1 de enero de 2020.
A partir de ahora, la Junta de Gobierno tendrá entre sus funciones aprobar el Estatuto Orgánico del Insabi, sus manuales de organización, procedimientos y de servicios al público, así como determinar las regiones del país conforme a las cuales operarán las Redes Integradas para la prestación de Servicios de Salud.
La Junta de Gobierno del Insabi está integrada por funcionarios de las Secretarías de Salud, Hacienda y Bienestar; por titulares del IMSS, ISSSTE, del Instituto de Seguridad Social para las Fuerzas Armadas Mexicanas, y del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSA).