Arely Sánchez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Las familias mexicanas están ajustando sus compras de despensa.
Café, leche líquida, atún, detergentes para trastes, sopas, margarinas y mantequillas, entre otros productos, tienen una menor frecuencia de compra porque sus precios superan la inflación, según la consultora Kantar.
«Mientras más alto es el incremento de precio es mayor la caída (de venta) en volumen.
«El hogar empieza a espaciar más la compra de los productos, los quitan de la lista, y esto ocasiona que al final el promedio de litros o kilos que entra al hogar sea menor que el año pasado», explicó Alberto Vázquez, account Director de la división Worldpanel de Kantar México.
El reporte muestra que los productos mencionados y otros, como miel, jabón de barra, chocolates, avena, chiles y maíz enlatado, son los que tienen un impacto en la frecuencia de compra.
Ahora, las familias buscan una mejor ecuación costo-beneficio, pues se observan cambios de compra en los tamaños como alternativa para contrarrestar el alza de precios.
«Se está dando una migración de marcas premium a marcas promedio o de éstas a blancas, es decir la de distribuidor.
«Estos movimientos se dan en aquellas categorías con incremento de precio mucho más alto. En donde el aumento fue menor a la inflación o que no hubo un alza significativa, vemos que se sigue desarrollando las marcas premium», agregó Alberto Vázquez.
La disminución en compra de las categorías con mayor alza en precio están relacionadas al tamaño de la familia.
Se pensaría que los niveles socioeconómicos son los que dictan los cambios al comprar, pero se observa que el impacto es en los hogares que con cinco o más integrantes, debido a que deben comprar más volumen para el consumo de todos.

¡Participa con tu opinión!