A una semana de cumplir su primer año al frente del municipio de Aguascalientes, el alcalde Leonardo Montañez Castro se dice satisfecho con lo realizado y listo para enfrentar el principal reto de su administración: elegir el nuevo modelo de distribución de agua potable en la capital.
En un recuento de su gestión, el edil comentó que en materia de seguridad pública se ha hecho una inversión de 50 millones de pesos, además se incorporarán a las filas de las SSPM más de 90 nuevos elementos.
En materia de abastecimiento de agua, comentó que se realizó una inversión histórica de 180 millones de pesos para el mantenimiento de redes de conducción, sistemas de almacenamiento, redes sanitarias y colectores pluviales.
En lo referente al eje de sustentabilidad, el mandatario resaltó que durante este año se logró la certificación del Relleno Sanitario de San Nicolás; “los ciudadanos deben de tener la seguridad de que la distribución de sus residuos se hace de forma adecuada, deben estar orgullosos de que estas buenas prácticas colocan al municipio en el TOP 5 de ciudades sostenibles”, declaró.
Además, se busca consolidar la Línea Verde como un espacio digital con la instalación de más de 60 puntos de conexión a internet gratuito.
Satisfecho con lo realizado, el alcalde capitalino está consciente de sus áreas de oportunidad, pero se dice “con la conciencia tranquila de que los recursos que estamos manejando de las personas, lo hacemos con transparencia y honestidad”.
El principal reto de la actual administración es el agua, en ese sentido, el edil sostuvo “afortunadamente nuestro problema no es de suficiencia, sino de una mejor administración del recurso”.
Sabe que el reto es grande y la presión es mucha, pero dejó en claro que a finales de año se debe tomar la decisión sobre el modelo más conveniente para la ciudad y para inicios de 2023 se tendrá que buscar a la empresa que encaje en el “traje a la medida” de las necesidades ciudadanas. «El modelo no entrará en una crisis de prestación del servicio», concluyó.