Persisten las afectaciones en la industria automotriz por la falta de los semiconductores, aunado al tema de los costos por el nivel inflacionario “que también les pega”, reconoció Marco Antonio Bello Andrade, secretario del exterior del Sindicato Independiente de Trabajadores de Nissan Mexicana planta Cuernavaca en Morelos.

En el marco del cambio de la dirigencia de la Federación de Sindicatos Independientes de las Industrias Automotriz, Autopartes, Aeroespacial y del Neumático (FESIIAAAN) –cuyo nuevo líder es Pedro Antonio Luévano Pinal-, Bello Andrade reconoció que toda la industria automotriz del país se ha visto bastante afectada en el tema de los proveedores, pero sobre todo en la falta de semiconductores. “(En Morelos) hemos tenido que irnos a un esquema de paro técnico para los trabajadores cuando no nos ha llegado el material (…) Hemos negociado que a todos los trabajadores se les pague el 50% de su salario y el 100% de sus prestaciones” explicó.

Adicionalmente, dijo que en el tema de los costos, obviamente por nivel inflacionario, también les está pegando, pero el mayor problema son los semiconductores, situación que si bien es externa a la empresa, termina por ser cargada por el trabajador. Advirtió que se la industria ha salido avante “ha sido por la clase trabajadora, es la que produjo todos estos insumos que se necesitaban para poder solventar esta pandemia” e insistió: “no tenemos por qué cargar la peor parte de una situación adversa”.

¿QUIÉN ES PEDRO ANTONIO LUÉVANO PINAL?

El nuevo líder de FESIIAAAN, es también secretario general nacional del Sindicato de Trabajadores de la Industria Metálica, Acero, Hierro y Conexos y Similares, y representante de los trabajadores de la  planta Mahle, que fabrica componentes de motor en Aguascalientes.