La Comisión Estatal de Derechos Humanos emitió una medida cautelar dirigida a la autoridad responsable de la procuración de justicia, exigiendo que las investigaciones sobre la muerte del titular de la magistratura electoral del Estado, Jesús Ociel Baena Saucedo, se realicen apegadas a la legalidad y los derechos humanos, libres de estereotipos y prejuicios, con perspectiva de género y observando los protocolos aplicables al caso.

La presidenta de la CEDH expresó su pesar por este lamentable suceso, el cual requiere atención inmediata por parte de las autoridades encargadas de la investigación de los delitos y la procuración de justicia.

Destacó que Jesús Ociel Baena Saucedo se identificaba abierta y públicamente como miembro de la comunidad LGBTIQ+. Ante esto, la ombudsperson realizó un llamado urgente para que la información generada alrededor de estos hechos no sea revictimizante y se maneje con total respeto a la dignidad y derechos de las víctimas, tanto directas como indirectas. ‘Esta Comisión está consciente de la necesidad de continuar trabajando y cerrar filas para lograr una sociedad cada vez más armónica y respetuosa de los Derechos Humanos de todas las personas. Asimismo, mantenemos abiertos los canales de comunicación para atender cualquier queja que sea competencia de esta Comisión’.

En este contexto, la Comisión de Derechos Humanos del Estado reafirma su compromiso con la defensa y promoción de los derechos fundamentales, abogando por una investigación justa y transparente que esclarezca estos trágicos sucesos y contribuya a la construcción de una sociedad más justa e inclusiva.