La Cámara Nacional del Comercio (Canaco) emprendió una campaña en apoyo a establecimientos locales, con la intención de aligerar dentro de lo posible las afectaciones económicas que se enfrentarían a consecuencia de la fase preventiva por el coronavirus.

Humberto Martínez Guerra, presidente de Canaco, dijo que hoy más que nunca es importante apoyar a los micro y pequeños negocios, como las tiendas de la esquina para evitar que den cortinazo definitivo.

Consciente de que la cuarentena activada por el COVID-19 ocasionará daños colaterales inevitables, precisó que es indispensable reactivar la economía en pequeños y medianos negocios, fuentes de ingresos de cientos de familias que hoy en día están en riesgo de cerrar.

Indicó que existen negocios como tiendas de abarrotes, sólo por mencionar un ejemplo, que no podrán aguantar las bajas ventas por espacio de más de 15 días. De acuerdo a estimaciones de Canaco, a nivel local la derrama económica que se mueve de manera regular alcanza los 3 mil millones de pesos, derrama que no se alcanzará a activar ante la contingencia.

Martínez Guerra adelantó que buscarán dialogar con autoridades estatales y municipales, para acceder a créditos blandos y cualquier apoyo que permita recuperar parte de las contracciones registradas, así como la suspensión de impuestos.

“El llamado es para que hagamos en conjunto un esfuerzo por consumir en tiendas locales, sea un refresco, sean tortillas por ejemplo, lo importante es tomar conciencia y ayudar a quien más lo necesite”.