Antonio Baranda
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Tras el nombramiento de Javier May para encabezar el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), el Secretario de Gobernación, Adán Augusto López, aseguró ayer que confían en él para encabezar la obra del Tren Maya, pues no se necesita un ingeniero para ese proyecto.
«Javier May es un político experimentado no nada más en política, sino administrativamente. Tiene una larga carrera, ha sido dos veces presidente municipal de (Comalcalco), el segundo más importante del estado (de Tabasco), ha sido diputado local, es senador con licencia, fue el senador más votado en el estado.
«Era Secretario de Bienestar, es un administrador eficiente. Más que un cargo, es un encargo, no se necesita que sea ingeniero en vías férreas», expuso en la conferencia matutina.
«Esto permite que se coordinen los esfuerzos de las áreas técnicas encaminadas a trabajar en un proyecto como este».
López aseguró que el proyecto concluirá en tiempo y forma, para iniciar operaciones en 2023.
«El compromiso es que el Tren Maya debe estar entrando en operación en diciembre de 2023, la obra debe estar terminada por etapas entre junio y noviembre del 2023 y el Presidente lo hace puntualmente cada semana. Hay reuniones de coordinación. Cuando menos una vez al mes se hacen giras de supervisión», dijo.
Agregó que las compañías constructoras van a acelerar el próximo mes los trabajos de construcción.
«Hay el planteamiento de que el día 14 se pueda estar trabajando físicamente; en el tramo sur se analiza si inicia el día 14 o el 17. El trabajo de Javier en la zona hará que se cumplan en tiempo y forma los compromisos», apuntó.
El Presidente López Obrador ajustó su Gabinete y dio un manotazo para acelerar los trabajos vinculados al Tren Maya. Se relevó a Rogelio Jiménez Pons de Fonatur, responsable de la construcción del Tren Maya, y lo envió a la subsecretaría de Transporte.

¡Participa con tu opinión!