El secretario de la Sección 1 del SNTE, Ramón García Alvizo, llamó a los interesados en ocupar la dirigencia a esperar los tiempos que dicte el Comité Ejecutivo Nacional.
Explicó que antes de que termine el año se renovarán once secciones, incluida la de Aguascalientes, por lo que pronto se anunciará el calendario correspondiente.
En ese sentido, dijo que mientras no se emita una convocatoria para el relevo sindical, su gestión sigue siendo legal y vigente. Todos los acuerdos nacionales y locales se realizan con la organización sindical que encabeza, junto con el Comité Ejecutivo Seccional.
Reiteró que están listos para entregar la dirigencia cuando el CEN lo determine y que, una vez que se nombre una nueva directiva seccional, él y su equipo dejarán de tener representación estatutaria.
García Alvizo aclaró que no está en sus planes reelegirse y pretende cerrar el ciclo tras más de cinco años de gestión; además, reconoció las aspiraciones de jóvenes de asumir roles de representación sindical y subrayó la necesidad de darles espacio para contribuir al sindicato.
Declaró que el trabajo sindical es continuo y siempre habrá mucho por hacer, pero entre las tareas pendientes destaca la regularización de plazas, basificaciones, entrega de nombramientos en media superior y compactaciones, por lo que confía en que la nueva directiva seccional estará preparada para atender a los 26 mil trabajadores del magisterio.
Aseguró que en su momento regresará a su labor como profesor e investigador de enseñanza superior a tiempo completo. Sobre el proceso de elección del nuevo dirigente, explicó que se llevará a cabo mediante voto universal, en el que los agremiados podrán participar. Las planillas que deseen competir deberán registrarse y ser avaladas por el Comité Nacional Electoral.