Sergio Cuevas Ávila

Hacen un llamado urgente los integrantes del Colegio de Médicos y Cirujanos de Aguascalientes a la población en general y a las autoridades de los diferentes niveles de Gobierno a colaborar en el cumplimiento de las medidas sanitarias y limitar las salidas de casa para evitar que se desborden los servicios de salud y hospitales en el estado.

A través de un manifiesto presentado en conferencia de prensa y en voz de Francisco Márquez Díaz, representante de la Sociedad de Infectología de Aguascalientes, el gremio médico señaló que un cierre temporal de cantinas, antros y bares debería durar por lo menos de 6 a 8 semanas, a fin de bajar la cadena de contagios, toda vez que está demostrado que el principal vector se encuentra en las personas entre los 18 y los 50 años.

Afirmó que es imperioso que se eviten reuniones y festejos familiares, reuniones en salones de fiestas, gimnasios, reuniones multitudinarias, culturales, musicales, gastronómicas e incluso hasta el Festival del Vino y todas aquellas que expongan a una ruptura de las condiciones de seguridad para la comunidad y que permitan la transmisión horizontal del virus.

De persistir la velocidad de transmisión actual del COVID-19, los médicos solicitan que los diferentes niveles de Gobierno consideren también la regulación de manera estricta de la actividad para plazas comerciales, centros de abasto, reuniones de culto y restaurantes con la finalidad de reducir la conectividad social.

Como personal de salud que enfrenta esta crisis, resaltó que el gremio médico en el estado no ha dado un paso atrás pero ya presenta fatiga, ante lo prologado de la contingencia, sumando además pérdidas de vidas tanto de enfermería, médicos y personal paramédico. “La atención de los pacientes en general está saturándose y llegando a su límite, por lo anterior hemos señalado las principales medidas con las que como sociedad, si las aplicamos y respetamos, podremos evitar un mayor número de pérdidas humanas”.

Asimismo, proponen a la autoridad que se activen más laboratorios en el estado, incluyendo el de la propia Universidad Autónoma de Aguascalientes para la elaboración de más pruebas diagnóstico, ya que entre más sitios existan, se abarata el costo para la población. “La UAA tiene la capacidad, al menos tiene al personal calificado para desarrollar el proceso. Es altamente probable que ellos tengan termocicladores que se puedan activar en beneficio de la sociedad”.