Isabella González Von Hauske 
Agencia Reforma

CDMX.- El Presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que no permitirá que “ninguneen” la investidura presidencial con asuntos partidistas y “politiquería”, que se generan por la proximidad del proceso electoral.

“Va a haber elecciones el próximo año en 15 estados, en los que se van a renovar gubernaturas, los poderes ejecutivos locales, presidencias municipales, hay elecciones para los diputados federales en los 300 distritos, entonces esto es lo que lleva a que se quiera agarrar bandera.

“Y por ejemplo echarle la culpa al Presidente de lo que sucede en un Estado, porque es un asunto partidista, nada más que eso es de mal gusto, eso es politiquería y yo pues, con todo respeto, no voy a permitir que ninguneen la investidura presidencial, no se puede permitir eso”, afirmó en conferencia matutina.

El Mandatario dijo que, aunque tiene diferencias políticas con Gobernadores, se actúa con responsabilidad y coordinación, pues “algunos” quisieran una confrontación con el Gobierno federal por la contienda electoral del siguiente año.

“Nosotros no tenemos diferencias con los gobernadores, nosotros tenemos que actuar con responsabilidad, podemos tener diferencias políticas, ideológicas y se manifiestan a veces.

“Pero hay un trabajo coordinado que siempre se lleva a cabo en todos los estados, y quisieran algunos que se presentará confrontación con el Gobierno federal, todo eso hay que ubicarlo en el marco de los procesos políticos electorales”, agregó.