La Dirección de Regulación Sanitaria del ISSEA tiró y destruyó el contenido de 342 botellas de bebidas embriagantes y cien litros de agave artesanal a granel, producto de una diversidad de decomisos. Octavio Jiménez Macías, titular del área, informó que actualmente se encuentran vigentes hasta 15 procedimientos administrativos que desencadenaron en multas económicas que van de 500 a 1,000 UMAS, por poner en riesgo la salud humana.

El funcionario detalló que luego de los análisis de laboratorios, algunos productos contenían metanol –alrededor del 5%- y otros no traían etiquetado y por ende no pueden ser comercializados.

Durante el evento de destrucción de las botellas y del vaciado del alcohol al drenaje citadino, el director de Regulación Sanitaria señaló que este producto fue decomisado durante la Feria Nacional de San Marcos 2022, así como en los operativos que se realizan de modo permanente en antros, expendios y restaurantes.

PELIGROSA MODA. El producto adulterado se relaciona con los mezcales elaborados de modo artesanal y que por moda, se venden en galones, incumpliendo con la norma que establece que debe ser embotellado y cumpliendo con la normatividad vigente.

Consumir bebidas con metanol puede provocar una descompensación severa en el organismo, ceguera e incluso la muerte.

¡Participa con tu opinión!