Aunque en Aguascalientes se insiste que hay una vigilancia muy estrecha sobre las instituciones educativas, para que sus planes y programas se apeguen a lo dispuesto por la norma y a lo que ofrecen como parte de las acciones de apoyo, es importante que los jóvenes y sus padres analicen los diversos planteles antes de proceder a la inscripción.

Desde hace varias semanas está en marcha el procedimiento de exámenes en preparatorias, universidades y tecnológicos, como parte de las acciones previas al registro, lo que augura que la mayoría de los alumnos de secundaria y bachillerato continuarán sus estudios, que en sí es un punto a favor de la entidad ya que esto significa el interés que hay por permanecer en esa senda.

En materia de preparatoria y escuelas de formación para el trabajo hay 83 y prácticamente todas cuentan con el Reconocimiento de Validez Oficial de Estudios (RVOE), lo que le da vigencia pública a los estudios.

De cualquier manera las autoridades del sector exhortan estar alertas para no caer en el engaño, ya que hay lugares que ofrecen la preparatoria en un examen y secundaria en sistema abierto, por lo que antes de dar el siguiente paso es necesario investigar si la institución cuenta con el registro oficial, ya que un simple diploma carece de validez.

La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) exhorta seguir atentos con las instituciones enfocadas hacia las carreras de mayor demanda como informática, ciencias de la comunicación e ingenierías en computación, lo mismo que en las tradicionales como medicina, derecho, ingeniería y arquitectura, entre otras.

Antes de inscribirse pregunte, indague y cerciórese si los profesores son contratados por horas, que de ser así no realizan programas de investigación en los planteles, por lo que sólo acuden a dar la clase. También cuestione cuando una institución cambia de manera continua las carreras o el nombre de éstas, lo que significa que si hay poca demanda se elimina por otra.

Recurra a la SEP para saber si el plantel tiene RVOE o hágalo ante las organizaciones dedicadas a la acreditación, como la Federación de Instituciones Mexicanas Particulares de Educación Superior (Fimpes), teniendo en cuenta que “para obtener el RVOE la Ley General de Educación señala que el particular debe cumplir con tres requerimientos genéricos: personal académico que satisfaga los requisitos establecidos por la autoridad educativa, planes y programas de estudio que la autoridad considere procedentes, así como instalaciones que satisfagan condiciones higiénicas, de seguridad y pedagógicas”.

Por su parte la Fimpes exige que los maestros deben tener un nivel académico superior al de sus alumnos, de manera que si imparten clase en licenciatura tendrán una maestría, y si imparten a nivel maestría, deberán tener doctorado, cuestión que deben tomar en cuenta quienes están interesados en ingresar.

De igual manera visite el plantel y realice un recorrido por las aulas, la biblioteca, el centro de cómputo y los laboratorios para comprobar que cumplan las expectativas académicas. Si la institución asegura contar con tal o cual reconocimiento confirme en internet que efectivamente tiene dicha distinción y los registros necesarios ante las autoridades educativas u organismos privados.

Es importante tener presente que las llamadas escuelas “patito” únicamente buscan el negocio, por lo que a sus propietarios y directivos sólo les interesa la inscripción y el pago de las cuotas y dejan fuera la calidad educativa tan indispensable en la formación de los jóvenes, de ahí que en los momentos que se viven se deben seguir muy de cerca estos aspectos para no caer en el engaño y la estafa.

DEMASIADO TARDE

Después de la desaparición de cientos de árboles para en su lugar construir centros comerciales y fraccionamientos, la Secretaría de Desarrollo Urbano municipal pretende que a futuro se conserven las especies y se presente un plan de aprovechamiento de agua de lluvia y la de los sanitarios.

Este Diario ha informado amplia y oportunamente de la destrucción que tiene lugar de la flora y la fauna, agrandándose la selva de cemento que cada vez crece hacia los cuatro puntos cardinales. Es costumbre muy arraigada que siempre que hay el derribo de árboles se escuche el compromiso de los autores que en su lugar se plantarán miles, de lo cual nadie se encarga de supervisar y en caso de que fuera cierto no hay un seguimiento para determinar si crecieron o sólo fueron flor de un día.

Se argumenta que el crecimiento de la mancha urbana no puede detenerse, algo que nadie discute, sin embargo se ha insistido en algo fundamental: hacer compatible la modernidad con la naturaleza, para ello dentro del proyecto arquitectónico deben incluirse los árboles que estén en el lugar, con lo que además de respetar lo que la madre tierra ofrece tan generosamente, se logra esa armonía tan indispensable.

Al norte de la ciudad existe el propósito de invertir dos mil millones de dólares para duplicar la extensión de un centro comercial, además de construir otro por la avenida Eugenio Garza Sada, por lo que antes de autorizar el uso de suelo se tiene que presentar cada proyecto, al que la autoridad municipal le hará las observaciones correspondientes, sin alterar los lineamientos legales.

En teoría parece lo adecuado, ya que en el caso del lugar que hará crecer el centro comercial al norte, Desarrollo Urbano pide que construyan una planta de tratamiento, que sea un proyecto arquitectónico abierto para que existan espacios de convivencia al aire libre, que cuente con zonas recreativas que no impliquen consumo de algún producto y se destine a eventos culturales y musicales, que además incluya lugares de dignificación y descanso para los empleados del mismo centro comercial y la parte habitacional cuente con edificios verticales.

Asimismo existe la ilusión de hacer realidad las azoteas verdes, como es práctica común desde hace varios años en varios países, por lo que se espera que el Congreso del Estado apruebe una reforma que ofrezca estímulos fiscales a quienes participen, lo que permitirá un avance sustancial para lograr un mejor clima.

Lo único que falta para que embonen esos deseos es que la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) se haga partícipe, porque a nivel local podrán determinar toda clase de acciones pero si la autoridad federal autoriza el derrumbe de árboles no hay manera de evitarlo, de ahí que se necesita trabajar coordinadamente.

OJOS VIVOS

Mediante dos organismos un número importante de personas han logrado recobrar la vista, uno de ellos es el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y otro el Banco de Ojos y Tejidos de Aguascalientes y en ambos casos ha sido por donaciones. En marzo pasado el Seguro Social obtuvo con éxito las córneas de dos personas: un hombre de 62 años y una mujer de 58, quienes presentaron paro cardiorrespiratorio y cuyos familiares aceptaron la donación, al confirmarse los decesos. Por su parte el Banco de Ojos y Tejidos, con el apoyo de la Fundación Rotaria, aplica una nueva técnica que permite dividir las córneas por mitad y poder dar vista a más personas con un trasplante, explicó el presidente de esta institución Ricardo Magdaleno Rodríguez. Se cuenta con un microscopio especular que hace la detección de la calidad de la córnea, lo que permite la verificación exacta para que ofrezca la confianza a la persona que la recibe, de que le será de gran beneficio. Tanto el IMSS como el Banco de Ojos y Tejidos hacen una labor que es primordial valorar por lo que significa para los favorecidos y para la sociedad en general, aparte de lo que representa la donación que hacen los familiares de las personas fallecidas, que sin su altruismo no sería posible alcanzar esas metas, al darles un valor inestimable a la vida.