Un niño de 12 meses de nacido se debate entre la vida y la muerte en el HGZ No. 2 del IMSS, luego que accidentalmente cayó al interior de una cubeta con agua.
El accidente casero se registró ayer por la tarde en el poblado de Soledad de Abajo, en el municipio de Cosío.
Inicialmente, el papá del menor lo trasladó a recibir atención médica a la Clínica de Campo del municipio de Cosío. Sin embargo, debido al estado crítico en que se encontraba, en una ambulancia del ISSEA fue canalizado al HGZ No. 2 del IMSS, en la ciudad de Aguascalientes.
De acuerdo a la versión del padre de familia, en un descuido que tuvieron, su hijo de tan sólo un año de nacido, cayó accidentalmente a una cubeta que contenía agua y que la mamá estaba utilizando para realizar el aseo de la casa.
Cuando la mujer se dio cuenta de lo sucedido, al encontrar a su hijo boca-abajo dentro del agua, de inmediato lo sacó y comenzó a darle respiración artificial. Sin embargo, al notar que el niño no reaccionaba, de inmediato lo subió a su camioneta y lo trasladó a recibir atención médica a la Clínica de Campo de Cosío.
Sobre estos hechos ya se encuentran realizando las investigaciones correspondientes los agentes del Grupo Homicidios de la PDI, además del agente del Ministerio Público de Hospitales y el personal de la Dirección de Investigación Pericial.