MONTERREY, NL.- Érika Buenfil y Juan José Origel protagonizaron este fin de semana un pleitazo en el que hubo acusaciones y ofensas por parte de ambos.
Todo comenzó cuando la Reina del TikTok declaró en una entrevista con Fernanda Familiar que el conductor y su compañera Martha Figueroa habían ofendido a su hijo al llamarlo “Zedillito” en referencia a los rumores de que el vástago del ex Presidente Ernesto Zedillo es el padre de su retoño.
Además criticaron a la actriz por los videos que comparte en TikTok.
Y aunque aseguró que no quería contestar a las declaraciones de Buenfil, Origel usó su cuenta de Instagram para responderle y afirmar que ha recibido amenazas en redes sociales.
“La señora Érika Buenfil me tacha de hocicón, de que he hablado de su hijo. De frente le voy a decir a la señora, Érika si me demuestras, me compruebas que yo haya hablado una palabra, una de tu hijo, una, bien o mal o lo que tú quieras, si yo he hablado de tu hijo en alguna ocasión entonces acepto las ofensas.
“Y todo lo que me has echado encima a tus seguidores porque ya me quieren matar, ya quieren matar a mis perros. Todos los días estoy recibiendo amenazas y groserías de parte de toda la gente que me echaste encima”, agregó.
El conductor aseguró por su madre que está en el cielo y le juró a todo el mundo que nunca ha hablado mal del hijo de la actriz.
El pleito entre Buenfil y los conductores fue uno de los temas más nutridos en Twitter este fin de semana. (Staff/Agencia Reforma)