Daniel Santiago
Agencia Reforma

MONTERREY, NL.-Si te perdiste la “Superluna Rosa” de anoche -las condiciones del clima no fueron las ideales-, no te preocupes, para este año se espera en el cielo un desfile de grandes Lunas Llenas que te maravillarán.
De acuerdo con el sitio AccuWeather, el próximo espectáculo en el que el satélite natural se asomará con un aparente mayor tamaño será el miércoles 26 de mayo. También el jueves 24 de junio.
El de anoche correspondió a la Luna Llena de abril, a la que se le nombró también “Superluna Rosa”, título otorgado, no porque el cuerpo celeste adquiera este color, sino por una tradición de las tribus nativas en Estados Unidos.
Ellos nombraban a la Luna Llena de este momento del año por coincidir con el florecimiento de un musgo de tono rosado que daba este tono a los campos del este durante la primavera.
“Sin embargo, dado que la Luna Llena de este mes es también una Superluna, se puede hacer una combinación para crear el término Superluna Rosa”, dice el sitio AccuWeather.
“Otros nombres para la Luna Llena de abril incluyen la Luna de Hierba que Brota, la Luna del Pescado o la Luna del Huevo”.
Pablo Lonnie Pacheco, divulgador astronómico, señala en entrevista que el término “Superluna” no es científico, sino astrológico. Fue acuñado por el astrólogo Richard Noell, al ligar a las Lunas Llenas con catástrofes, como terremotos y tsunamis.
Después de 2010, el término se hizo viral.
En realidad, lo que sucede es que la Luna Llena llega en su órbita alrededor de la Tierra a su punto de perigeo, es decir, al más cercano. Su tamaño y brillo pueden aumentar, aunque no significativamente a simple vista.
De acuerdo con la NASA, cuando el cuerpo celeste está en perigeo se encuentra a unos 363 mil 300 kilómetros de la Tierra. En comparación, cuando está en apogeo (el punto más lejano en la órbita elíptica) el satélite está, en promedio, a unos 405 mil 500 kilómetros del planeta.
La de ayer fue la segunda Luna Llena “más grande” del año, la del primer lugar será la del 26 de mayo.
Superluna Rosa o no, la realidad es que todas las apariciones del satélite natural son cautivantes, dice Pacheco.
“Si las vemos cuando se asoman nos van a dar un espectáculo muy hermoso, cualquier Luna Llena”, señala el divulgador. “Lo que recomiendo a las personas con binoculares, cámaras con zoom, es que traten de verla y tomarle fotografías a la Luna cuando se asoma”.
Otra recomendación es utilizar el telescopio en Luna Creciente y Luna Menguante, que es cuando la luz da de lado al cuerpo celeste.
“Cuando el Sol pega por un lado a la Luna, los cráteres se revelan mucho mejor y se ve mucho más bonito”, señala. “Las sombras hacen que los cráteres se vean más espectaculares”.
Para más información y calendarización de los eventos astronómicos, puedes consultar en:
Facebook/divulgadordeastronomia