El director del Instituto de Educación de Aguascalientes, Raúl Silva Perezchica, informó que menos del 2% de los estudiantes de los colegios particulares optaron por emigrar a la escuela pública a partir de ayer en este arranque de ciclo escolar 2020-2021.

“A diferencia de otros estados del país, Aguascalientes ha ido recuperándose económicamente y esa realidad permite que muchos padres de familia sostengan de modo natural a sus hijos en las instituciones educativas particulares. Hasta el momento no se sabe de escuelas particulares que hayan solicitado oficialmente su desincorporación del IEA”.

Respecto a la deserción en preescolar, dijo que la matrícula en este inicio de clases se comporta positivamente, incluso es el grado académico que impulsa el crecimiento de la población estudiantil en nivel básico, ya que anteriormente sumaban 286 mil, luego aumentó a casi 290 mil y ahora a 293 mil, gracias a la afluencia de niños en los grados de primero y de segundo.

Indicó que la impartición de clases a niños de preescolar no se fundamentará en las redes tecnológicas, ahí se trabajará con los padres de familia para desarrollar los contenidos de manera directa con los menores, ciertamente ayudará la televisión, con ellos difícilmente funcionará la estancia frente a la computadora.

De igual manera, señaló que el Instituto de Educación sigue preparándose para el regreso presencial de clases una vez que la autoridad sanitaria así lo autorice, y en ese momento habrá una semana del Consejo Técnico Escolar para alistar el ciclo escolar de modo físico, que implicaría sanitizar los planteles educativos y una preparación de los maestros para que tengan las herramientas emocionales y cognitivas.

“Habrá también tres semanas de trabajo remedial y sus diagnósticos correspondientes para determinar cómo se encuentra la población estudiantil de nivel básico, mientras tanto se continuará trabajando para estar listos, al principio sólo se permitirá que el 50% de los grupos acudan a los salones de clases y será de manera voluntaria”.

Finalmente, señaló que los resultados de los diagnósticos deberán traducirse en la atención de las áreas de oportunidad en cada uno de los estudiantes de nivel básico.