Hasta ahora, sólo se ha hecho la petición de cambio de medida cautelar para un interno en uno de los Centros de Reinserción Social, justificando que por su edad y enfermedades es vulnerable ante esta etapa de contingencia sanitaria por el COVID-19, no obstante le fue negada la solicitud pues se determinó que en el Cereso se cumplen las recomendaciones sanitarias nacionales e internacionales.

Así lo manifestó la directora general de Reinserción Social del Estado, Andy Nancy Sánchez Navarro, quien resaltó que los Ceresos están suficientemente seguros en materia sanitaria, pues además que no hay ningún caso confirmado con COVID, a quienes están privados de su libertad se les hace revisión médica continua, y en caso de requerir el traslado a alguna clínica por complicaciones que por sus enfermedades pudiera tener, se le lleva también con medidas especiales.

Aunado a lo anterior, se ha dispuesto de un módulo de cuarentena en el que internos de nuevo ingreso permanecen durante 14 días con o sin síntomas de COVID-19 y pasado ese aislamiento y garantizando que están sanos, se les incorpora al espacio que ocupa el resto de la población en los Centros de Reintegración.

Para la cuestión de los filtros sanitarios se trabaja de la mano con la Secretaría de Salud del Estado, que se encarga de dotar de sanitizante e insumos que garanticen la sanidad debida en estos lugares.

Sánchez Navarro refirió que en este módulo se encuentran actualmente 28 personas internas previo pasar al espacio general del Cereso de la salida a Calvillo, al cual ingresan no más de 8 personas al día, pero además, el espacio cuenta con la amplitud suficiente para dar cabida a 60 personas, de ahí que inclusive en este lugar se cumple con la sana distancia entre los privados de su libertad.

No obstante, comentó que se mantienen al tanto de la carta que pretenden enviar abogados libres y colegiados que buscan la protección de la población en Ceresos vulnerable, sin embargo desde ahora se advierte, que las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud y de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos se cumple al pie de la letra, pues se implementan medidas para evitar el contagio de coronavirus en estos centros de reclusión.

También ayuda en mucho, indicó, en que no hay saturación en ninguno de los tres penales, tanto de hombres como de mujeres, ni en el Centro de Atención a Niños y Adolescentes infractores.