Gerardo Salas Díaz, presidente del Consejo Estatal Agroalimentario de Aguascalientes, manifestó su apoyo al proyecto de sustentabilidad en el uso del agua, recientemente aprobado por el Congreso del Estado. Este proyecto, que implica una inversión de 7 mil millones de pesos mediante una asociación público-privada, es crucial dado que Aguascalientes enfrenta desafíos en asegurar un uso equilibrado del agua.

Salas Díaz enfatizó la importancia de una gestión integral del agua que beneficie a todos los sectores, incluyendo el consumo humano. Resaltó la necesidad de evaluar el costo-beneficio de los diferentes usos del agua en el estado, especialmente en la agricultura, donde se busca maximizar la eficiencia del recurso.

Además, destacó los retos climáticos que afectan la agroindustria, impactando directamente en la eficiencia y rentabilidad de los cultivos. Subrayó la importancia de continuar con la modernización del Distrito de Riego 01, invirtiendo en sistemas de riego más avanzados para mejorar la productividad agrícola.

COSTO BENEFICIO. Según el dirigente del Consejo Estatal Agroalimentario, la conclusión del proyecto para que más productores cuenten con sistemas de riego tecnificado es necesaria para reducir el consumo de agua de pozo. Esto propicia la existencia de parcelas cuya tecnología generan productos de valor agregado con un bajo costo de producción.

“Celebramos que estén estos proyectos, que se hagan cada vez más acciones, y la gente que aún no lo hace, haga más conciencia sobre el uso responsable del agua; Que tengan esa oportunidad de cuidar el recurso porque las siguientes generaciones se verán más afectadas…”
Gerardo Salas Díaz