El Centro de Investigación de Desarrollo Empresarial recomienda a aquellos empresarios que requieren financiamiento acercarse a sus instituciones bancarias y solicitar acceder a los programas de Nafin o de FIRA, este último para todos aquéllos que viven en los municipios rurales del estado, y que ofrecen tasas de interés de 13 y 8% anual, respectivamente.

Alberto Aldape Barrios, director del CIDE, calculó que menos del 30% de la población empresarial o emprendedora conoce el programa de apoyo con garantías líquidas y con tasa de interés anual accesible, por lo que es vital que la ciudadanía se informe con Nacional Financiera para acceder a oportunidades adecuadas para sus negocios.

En el caso de los Fideicomisos Instituidos en Relación con la Agricultura (FIRA), ese porcentaje poblacional se reduce considerablemente, porque se supone que sólo apoya la actividad agropecuaria, pero no es así, sino a cualquier actividad en comunidades menores a 30 mil habitantes, quienes pueden acceder a tasas de interés accesibles.

Por ello es importante que las personas que tienen sus establecimientos económicos en los municipios del interior conozcan esta alternativa para que puedan recurrir a estos fondos sin que sean productores agropecuarios, cualquier negocio puede ser susceptible de apoyo vía FIRA.

“Las oficinas de FIRA se encuentran en el municipio capital, pero las personas interesadas pueden solicitarlo a través de la banca comercial, y que el crédito sea administrado por esa vía, sin tener que moverse de su municipio rural originario”, detalló.

El titular del CIDE indicó que en ambos casos el Gobierno Federal aporta recursos como garantías líquidas y a través de Nacional Financiera se encuentra el programa Impulso Empresarial y que permite acceder a tasas de interés 13% anual y no se les exigen la misma cobertura de garantías.