En tragedia terminó un día de campo familiar, ya que un hombre que se encontraba alcoholizado se metió a nadar a la presa El Chichimeco y murió ahogado.
Todavía con vida, paramédicos del ISSEA lo trasladaron a recibir atención médica al Hospital Hidalgo, pero, pocos minutos después de su ingreso, se confirmó su muerte.
La víctima mortal fue un individuo identificado como Ricardo, de 31 años.
Los trágicos hechos fueron reportados al número de emergencias 911, el domingo a las 17:36 horas. Se informaba que una persona del sexo masculino se había metido a nadar a la presa El Chichimeco, que se ubica en el municipio de Jesús María, pero que, en determinado momento, se había sumergido y ya no logró salir a flote.
De inmediato, se trasladaron al lugar de los hechos los policías preventivos de Jesús Mará y policías estatales, además de la ambulancia ECO-336 del ISSEA.
Al hacer su arribo, encontraron, a la orilla de la presa, tirado en el suelo boca-arriba, a quien fue identificado como Ricardo, el cual fue rescatado por sus mismos familiares. Tras confirmarse que aún estaba vivo, pero con problemas para respirar, de inmediato los paramédicos del ISSEA lo trasladaron al Hospital Hidalgo para recibir atención médica.
Sin embargo, a su ingreso, cayó en paro cardio-respiratorio y, aunque le realizaron maniobras de RCP, minutos después se reportó su muerte.
De acuerdo con la versión de los familiares del ahora occiso, el domingo por la tarde se trasladaron a la presa El Chichimeco para disfrutar de un día de campo.
Agregaron que Ricardo estuvo ingiriendo bebidas alcohólicas y, en determinado momento, se metió al agua para nadar, pero, al estar a unos 10 metros de distancia de la orilla, se sumergió y ya no volvió a salir a flote.
Unos familiares que se percataron de lo ocurrido ingresaron al agua y lograron rescatarlo con vida, pero, al verlo con problemas para respirar, decidieron llamar a los servicios de emergencia.
A fin de realizar las diligencias correspondientes, acudieron al Hospital Hidalgo los agentes del Grupo Homicidios de la PDI, personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales, quien dio la fe ministerial del cadáver.