Staff
Agencia Reforma

OAXACA, Oaxaca.- Familiares de Benjamín Gamond, uno de los tres turistas argentinos que fueron atacados a machetazos el sábado pasado en la comunidad de La Isla, en Lagunas de Chacahua, confirmaron ayer su fallecimiento.
«La familia Gamond informa con inmenso dolor la triste noticia que Benja no lo logró. El milagro no se dio. Los esfuerzos fueron enormes como su fortaleza y corazón, pero no alcanzó», escribieron en redes sociales.
El argentino de 23 años, originario de la Provincia de Córdoba, se encontraba con su amigo Santiago, y la novia de este, Macarena, en un restaurante cuando Cruz Irving Martínez Flores, de 21, originario de Ometepec, Guerrero, apareció de golpe y los atacó sin mediar palabra.
Santiago y Macarena recibieron lesiones leves, pero Benjamín se llevó la peor parte con heridas profundas en la cabeza.
Tras el ataque, fue trasladado por lugareños a bordo de una lancha hasta el varadero de la Localidad de El Zapotalito, donde paramédicos lo atendieron sobre la arena, mientras se desangraba.
Posteriormente, fue trasladado a un hospital comunitario en Río Grande y más tarde a un Hospital de Segundo Nivel en Puerto Escondido; sin embargo, el largo tiempo que pasó sin recibir atención médica le provocó un choque hipovolémico, de acuerdo con medios argentinos.
La familia de Benjamín informó que el joven tenía una fractura con un gran corte a nivel de la cabeza y compromiso óseo, y un poco de masa encefálica con acumulamiento de aire.
Ayer, el Gobierno federal dispuso de un médico para trasladarlo al Hospital General de Ciudad de México, pero fue demasiado tarde.
El Gobierno municipal de Villa de Tututepec y la comunidad de Chacahua condenaron el ataque y se deslindaron del agresor de quien, dijeron, arribó a este municipio en busca de empleo por lo cual no tiene relación alguna con la comunidad, como indicaron.
Martínez Flores fue consignado a la Vicefiscalía Regional de la Costa, donde la Mesa de Delitos de Alto Impacto será la encargada de definir su situación legal.