Una vez más, los legisladores federales morenistas “se sacaron de la manga” la Ley de Transparencia, Prevención y Combate de Prácticas Indebidas en Materia de Contratación de Publicidad”, aprobada hace unos días, y que pudiera ser el preámbulo para el control de medios de comunicación y limitar la libertad de expresión, consideró el presidente de la Comisión Consultiva de la Barra de Abogados de Aguascalientes, Erick Monroy Sánchez.
Ahora resulta que al Gobierno Federal y a los legisladores morenistas les interesa la transparencia, comentó, si fuera así, no estarían tratando de desaparecer el Instituto Nacional de Acceso a la Información, además, en sus formas y fondo de legislar, también mostrarían no sólo transparencia, sino tiempo de análisis, revisiones y propuestas.
Lo que se ha hecho hasta ahora, advirtió, ha sido un ataque sistemático a las libertades de los ciudadanos mexicanos, incluyendo a los medios de comunicación con estas disposiciones que entrarían en vigor a partir del primer día de agosto próximo.
Refirió que los 13 artículos de esta nueva legislación que estaría vigente a los 90 días de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, “son una ocurrencia de última hora y pusieron lo que se les vino a la mente”.
De acuerdo con expertos comunicólogos, esto no afectaría en primera instancia a los medios de comunicación como tal, pero sí a las agencias de publicidad que son intermediarias en la contratación de anuncios comerciales u oficiales gubernamentales, pues en adelante el contrato de espacios tendrá que ser a valor real y ya no tendrán la oportunidad de revender a sus clientes lo que consiguieron con buenos descuentos en los medios.
Hay quien consideró que es un tema que durante años ha ocurrido, pues las agencias de publicidad se dedican a “inflar los precios” mediante acuerdos de publicidad, no obstante, es un tema que debería ser resuelto entre particulares y el Estado no tendría por qué intervenir.
Busca controlar lo que se puede o no publicitar
En tanto, la diputada federal, Sylvia Garfias Cedillo, expresó que esta nueva ley, es un esquema más de la política que se ha implementado en los últimos dos años en el país “y tiene que ver con el control de todo, ahora es con un esquema de control mediático”.