Staff
Agencia Reforma

CDMX.- Cristiano Ronaldo reveló la exigencia que tiene con su primogénito, Cristiano Ronaldo Jr., respecto a si podrá ser tan buen futbolista como él, lo que de momento está lejos sobre todo la falta de disciplina.
«Veremos si mi hijo llega a ser un gran jugador, aún no lo es. A veces bebe refrescos y come patatas fritas, él sabe que no me gusta. Le digo que después de la cinta debe descansar en agua fría y no le gusta. Es normal, tiene 10 años. Tiene potencial, es rápido y dribla bien, pero eso no es suficiente, con eso no llega.
«Es necesario mucho trabajo y dedicación, siempre se lo digo. No le voy a presionar, pero si me preguntan si me gustaría, claro que quiero. Sin embargo, quiero todo lo que sea lo mejor para él, sea futbolista o médico», dijo el luso este domingo, tras recibir el premio al mejor jugador del siglo 21 por los Globe Soccer Awards.
El primer hijo del atacante luso cuenta con 10 años y ya milita en las inferiores de la Juventus, donde muestra sus dotes de delantero.
CR7 confesó también que no le agrada mucho que sus hijos coman chocolate.
«Incluso con mis hijos más pequeños, cuando comen chocolate, me miran primero porque saben que no me gusta», sostuvo.
En una ocasión Georgina Rodríguez, pareja de Cristiano, subió un video a las redes sociales con su hija, Alana Martina, a la que le ofrece chocolate y esta dice: «no, chocolate no. Papá se enfada.