Sineli Santos
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- En Red Bull siempre se miden los números.
Ya sean positivos o negativos, todos tienen una interpretación cuando llegan a la mesa de Christian Horner, jefe, y Helmut Marko, asesor del equipo, para determinar quién se queda y quién continúa.
Desde que Sergio Pérez arribó al equipo de las bebidas enérgicas en 2021 se adaptó al sistema de evaluación y a la constante autocrítica, pues nunca se había enfrentado a una situación así con sus anteriores equipos Sauber, McLaren, Force India / Racing Point.
«Siempre hay presión en la Fórmula Uno, tienes que recordar que estamos en lo más alto del deporte. Así que siempre hay presión, siempre tienes que entregar en todas las condiciones, en todas las carreras, eso es normal.
«Pero en Red Bull, ciertamente ha cambiado un poco. Quiero decir, hay una razón por la que muchos pilotos no han sobrevivido, porque la cantidad de presión, la cantidad de enfoque en ti mismo, no miden lo mismo en todos los equipos. Siento que la forma en que miden en Red Bull es diferente», dijo el mexicano, al pódcast Beyond The Grid de F1.
Aunque apenas comenzó la temporada 2024 y es segundo en el Campeonato de Pilotos, el tapatío siempre es el blanco perfecto de aquellos que buscan desestabilizarlo en redes sociales poniendo en duda su continuidad con los austriacos para el siguiente año.
De hecho, los analistas de la F1 ni siquiera lo contemplan en otro equipo, situación que no le preocupa demasiado a Checo.
«Creo que soy privilegiado, porque soy un poco mayor y crecí sin redes sociales. Puede ser muy tóxico, así que no soy un gran fan de eso, así que siempre trato de mantenerme alejado», puntualizó Pérez.

ASÍ LO DIJO
«Hay una razón por la que muchos pilotos no han sobrevivido, porque la cantidad de presión, la cantidad de enfoque en ti mismo, no miden lo mismo en todos los equipos. Siento que la forma en que miden en Red Bull es diferente a cualquier otra persona».
Sergio Pérez, piloto de Red Bull