El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) reveló que en el año 2019 fallecieron 4,125 personas en México por accidentes de tránsito. A diferencia del año 2018 que se registraron 4,227 muertes por los siniestros viales.

Aunque estas cifras significan una reducción del 2.41 % en comparación al año 2018, el país se mantiene en el cuarto lugar con más muertos por esta causa. En el primer grupo de fatalidad se encuentran los niños y adolescentes mientras que en el segundo están los jóvenes entre 20-29 años. Cifras que resultan seis veces más altas que las reportadas en países de la Unión Europea y los Estados Unidos.

Específicamente en las carreteras federales se calcula un promedio de 35.7% de defunciones por cada 100 mil vehículos circulantes. Estos accidentes también derivan en fatídicas cifras de 70 mil discapacitados, donde no solo se contabilizan a los pasajeros sino a peatones que resultan heridos durante un choque

El primer factor que influye en que se incrementen los accidentes viales se debe a jóvenes que conducen bajos los efectos del alcohol, por lo tanto, incurren en el exceso de velocidad y en determinados distractores que los lleva a perder el control del vehículo. El alcohol reduce la capacidad de reacción de las personas, además aumenta 10 veces más el riesgo de sufrir un accidente.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) “usar correctamente un casco de motociclista puede reducir el riesgo de muerte casi en un 40% y el riesgo de lesiones graves en más del 70%. El uso del cinturón de seguridad disminuye entre 45% y 50% el riesgo de muerte o traumatismos”.

Previsiones considerables

Uno de los errores más comunes es que las personas no se percatan de la capacidad óptima en que se encuentra el vehículo. Una revisión adecuada puede disminuir las posibilidades de tragedias. Es necesaria la inspección de un experto automotriz en las partes del vehículo, tales como: motor, frenos, aceite, limpiaparabrisas, entre otras.

Muchos conductores también cometen el error de no estar equipados durante su desplazamiento sobre todo para los viajes que impliquen largos trayectos. Se deben tomar las medidas de prevención porque pueden surgir cambios climáticos que perjudiquen el auto o simplemente sufra un desperfecto de manera inesperada.

En un kit de herramientas no puede faltar el control de llantas, frenos, y batería. Así como también un gato hidráulico que tiene capacidad de cargar 3 toneladas con un rango de elevación de 15 a 52 cm. Las ruedas giratorias en 360° garantizan un fácil manejo de la herramienta, la cual es indispensable para realizar cambios de repuestos o para chequear el vehículo por debajo.

Otra recomendación a tomar en cuenta es adquirir seguros de autos ya que siete de cada diez automóviles en México no tienen seguro. Un seguro para autos   garantiza la cobertura por accidentes y protege contra los daños por pérdida total o parcial.