Claudia Guerrero
Agencia Reforma

Cd. de México, México.-El Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, aseguró que México sigue su calendario y no atiende a presiones externas para reactivar actividades económicas que tiene catalogadas como no esenciales.

En la conferencia de prensa mañanera en Palacio Nacional, se preguntó al Canciller sobre si ha habido un acercamiento con el vecino país a raíz de la carta que senadores estadounidenses enviaron al Secretario de Estado, Mike Pompeo, en la que le urgen presionar a México en ese sentido.

Ebrard respondió que se trata de una carta de representantes a su Gobierno y hasta el día de hoy, y así espera que siga, no es un tema bilateral.

“México tiene una presencia notable de la industria automotriz alemana y está muy claro que el proceso que México está siguiendo en tiempos, tiene su propia dinámica y está determinado por el Consejo de Salubridad General, por las decisiones del señor Presidente y las propuestas que ha hecho el Sector salud, eso es lo que va a guiar la acción de México y están muy conscientes de eso”, expuso.

“En pocas palabras, no es un tema bilateral hasta el día de hoy, no habido ninguna comunicación de parte del Secretario de Estado y no supongo que la haya porque es un asunto interno de Estados Unidos. La prioridad es la salud, las etapas están fijadas están claras, el señor Presidente lo ha expresado así y México va a seguir ese calendario, es su calendario”.

En una misiva, 11 senadores, demócratas y republicanos, pidieron a Pompeo coordinarse con las autoridades mexicanas para definir y esclarecer la definición de México de los negocios esenciales, a fin de evitar disrupciones en la cadena de suministros.

Para los legisladores, México funge un rol integral en la cadena de suministros de Estados Unidos y es crucial para el funcionamiento de negocios esenciales en ese país.