A diferencia de lo ocurrido en otros países, en donde en medio de la pandemia, se tuvieron previsiones para afectar lo menos posible sus economías, en México no se hizo a tiempo lo pertinente y se tendrán que enfrentar consecuencias, sobre todo al haber sido sacado de la lista de las 25 economías más competitivas para invertir en el mundo.
El recorrido que tuvo la pandemia antes de su arribo a México, debió permitir que las autoridades, tomaran previsiones y planearan algo emergente a lo que se presentó, y que ha transcurrido un año, sin que se tenga algo preciso en la materia, manifestó el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Raúl González Alonso.
Lo que se estuvo pidiendo durante meses fueron estrategias que permitieran tener un mejor tránsito ante esta situación, sin embargo, en México, las autoridades ignoraron las propuestas de representantes de la iniciativa privada, y hasta ahora se sigue cuestionando el por qué se hacen los planteamientos, que no tienen otro fin que llevar al país a mejor puerto.
“En México, desafortunadamente, en el Gobierno Federal lo que menos se percibe es el talento, y es tema ideológico en el que se discrimina la técnica, los datos, y eso es lo que provocó que la semana pasada hayamos sido considerados fuera de las 25 economías más atractivas para invertir”.
Sin duda, puntualizó, son pésimas noticias, pues justo cuando una economía se encuentra contraída, lo que se requieren son inversiones para que haya más bienestar y posibilidades de generar empleos, pero así como se están dando las cosas en México, pareciera que “vamos en sentido inverso a como se debiera estar trabajando”.