Mente y disciplina, las claves

En entrevista exclusiva con El Heraldo de Aguascalientes, el doctor Jesús Rivera, CEO de Aquiles MD y encargado de llevar los entrenamientos y seguimiento deportivo de Gerardo Ulloa y Daniela Campuzano, dos pedalistas que buscarán medalla olímpica en Tokio 2020, se dio el tiempo de hablar de diversos temas entorno a la salud y el deporte.

“Hice primero la carrera de medicina en la Universidad Juárez de Durango, después me fui a Valencia, donde hice una especialidad en medicina deportiva. Abarca lo que es el área de rendimiento, fisiología, traumatología y fisioterapia. Me dio la oportunidad de englobar al deportista o incluso a la persona que inicia en este tema. Toda la vida me gustó el deporte, jugué tenis de alto rendimiento. Tuve la oportunidad de decidir entre el tenis y la medicina, fui a Estados Unidos para un par de torneos y vi que no era tan bueno fuera de México, mi papá y mi abuelo siempre estaban metidos en el tema de la medicina. Pensé que con la medicina del deporte me iba a morir de hambre porque en Durango no había deportistas, había pocas opciones en ese tema y era limitada la carrera en México”, comentó sobre sus inicios en el mundo de la medicina deportiva.

El doctor “Pichu”, como está en redes sociales, tuvo experiencias europeas ganando incluso una medalla con el equipo de hockey de patines de España, además de formar parte de equipos de baloncesto o ciclismo de ruta. “Venimos a la vuelta de Chihuahua y aprovechó a quedarme en México, fue ahí donde me di un par de meses y después ya no me quise regresar. Nos dedicamos a diagnosticar y tratar lesiones, también a ver la salud de los deportistas además de hacer un estudio para medir cómo el cuerpo responde al ejercicio, identificamos el consumo de carbohidratos, la capacidad de entrenar, el mapeo para determinar qué es lo que tu cuerpo hace bien”, declaró sobre los temas que abarcan su campo.

Sobre su relación con los pedalistas mexicanos, aclaró el tiempo que tiene trabajando con ellos. “Con Gerardo Ulloa tenemos alrededor de cuatro años, con Daniela Campuzano le habíamos dado un leve seguimiento, tuvo un accidente hace dos años donde se fracturó y después hasta noviembre del año pasado empezamos a llevar toda su programación de entrenamiento y nutrición”.

Sobre si irá a Tokio junto con sus ciclistas, confesó que fue imposible debido a la pandemia. “Las delegaciones van más reducidas, la Conade es la que elige el equipo multidisciplinario, nos dieron todas las facilidades, pero estaba muy complicado. No pasa nada, ellos van muy bien preparados”.

Por otro lado, Rivera tocó un punto importante en los deportistas de alto rendimiento en cuanto al trabajo que hacen y lo que se necesita para llegar a la cima. “Cada semana van teniendo un objetivo diferente. Luego hay varios entrenamientos en un mismo día que van a depender de varios aspectos, estas semanas las han tenido complicadas. Se levantan y hacen rodillo 40 minutos, después una rodada de dos o tres horas y por la tarde tienen una sesión de fuerza con una hora. Si puede variar desde las 15 hasta las 24 horas semanales.

Disciplina es lo más importante para llegar al alto rendimiento. Hay gente que es más talentosa a nivel disciplina, tienen que ser obsesivos compulsivos, para mí eso es ser profesional. Eso es lo que hace la diferencia”, afirmó.

“Los recursos económicos juegan un papel importante hoy en día. No es pretexto el dinero, pero sí llega a marcar una diferencia. Hace un par de Juegos Olímpicos Cuba metía el doble o triple de medallas que México y tenían una tercera parte del presupuesto, así que no lo es todo”, comentó sobre el tema monetario.

El CEO de Aquiles MD habló sobre lo complicado que son algunas metas y algunas verdades sobre el deporte en general. “La prueba de oro en los deportes para mi es el maratón. En donde más se sufre es en el maratón. Hice muchas locuras, muchos deportes, pero el maratón a tope dentro de las capacidades es el evento maestro donde se pone a límite la mente y la disciplina”, sentenció sobre la prueba más complicada en el deporte.

“Hay mecanismos por los cuales el cuerpo se puede acostumbrar a ser más fuerte en el deporte. Todo entrenador tiene que tomarlo en cuenta para preparar a sus atletas, la gente que tiene una mente poderosa es la que logra los objetivos. Cuando se está en el alto rendimiento no hay pretextos para entrenar. El entrenamiento no debe doler. Cuando los entrenamientos y objetivos son los correctos no tiene que doler el cuerpo todo el tiempo. Lo que sí es una realidad es que todas las competencias si vas a tope siempre va a doler porque pones al límite tu cuerpo”, reveló sobre la importancia de la mente en cualquier competencia.

Para finalizar, invitó a las personas que hacen deporte a ignorar a aquellos que los quieren detener en sus objetivos y, al contrario, los invitó a tratar de sumarlos al deporte. “Cuando una persona hace mucho deporte se convierte en una adicción por la cantidad de endorfinas que se hacen. Es una de las satisfacciones más padres cuando jalas a alguien que no hacen deporte”, finalizó.