La Fiscalía General del Estado (FGE) concentra en lo que va del año un promedio de dos mil denuncias formales por violencia de género; entre las víctimas se encuentran mujeres violentadas por sus propias parejas e incluso por miembros de su familia, siendo algunas de ellas menores de edad.

Durante el Conversatorio «La Violencia desde el Marco de la Procuración de Justicia» celebrado por el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, el fiscal del Estado, Jesús Figueroa Ortega, precisó que en lo que va del año se tiene un promedio de 200 a 250 denuncias mensuales, interpuestas por violencia de género.

Los principales tipos de agresiones contra las mujeres son de carácter económico, físico y psicológico, sin embargo, otro de los datos que preocupa a las autoridades, es la alta incidencia de agresiones que no son denunciadas ante las autoridades competentes, lo que complica más la atención a mujeres violentadas así como la erradicación de ese tipo de comportamientos antisociales, agregó.

Por cierto, la Fiscalía General del Estado ha intervenido en cinco posibles casos de feminicidio, mismos que ya fueron turnados al Poder Judicial.

Recalcó que todas las muertes violentas de mujeres son investigadas de acuerdo a los protocolos de ley, para determinar si corresponde a un feminicidio, y en su caso aplicar todo el rigor de la ley.

«Hay un número importante de hechos generadores de violencia contra la mujer que no son denunciados, además, cuando se trata de un tema económico la ley prevé que se otorgue el perdón al agresor, lo cual suele ocurrir, mientras que el desistimiento no se permite en casos de violencia psicológica y física», explicó.

¡Participa con tu opinión!