En días recientes, ha circulado un “memorándum” del presidente de la República dirigido a los Órganos Reguladores en Materia Energética (ORME), a la Comisión Reguladora de Energía (CRE), la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) y al Centro Nacional de Control de Energía (CENACE) en donde solicita tácitamente el favorecer a la CFE y a PEMEX, discriminando a los privados, violando todos los principios de la libre competencia.
A través de 17 lineamientos se dictan los alcances bajo los cuales deben de basar su actuar los ORME.
En resumen, el documento pide que se privilegie la generación de las Centrales Eléctricas, primero las hidroeléctricas de CFE, luego los generadores (incluyendo los más ineficientes) de la CFE, para después completar con las energías “intermitentes” y al final las de Ciclo Combinado Privado.
A todas luces esto es una ineficiencia de mercado que se reflejará en los Precios Marginales Locales (PML) del Mercado Eléctrico Mayorista (MEM). Ahora si pondrá en entre dicho la confiabilidad del Sistema Eléctrico Nacional (SEN).
Las hidroeléctricas despachan de acuerdo a su capacidad de almacenamiento de agua, así como a su disponibilidad del recurso y la forma en la que pueden disponer para generar energía eléctrica de acuerdo a sus limitantes geográficas y tecnológicas.
Los motores más eficientes para garantizar los aumentos y disminuciones en la demanda de energía eléctrica con una creciente incursión de las energías limpias y renovables son las Centrales Eléctricas de Ciclo Combinado.
Pero en lugar de enfocar la atención en lo que a todas luces creará ineficiencias en el mercado, además de ser técnicamente inviable, hay que revisar a detalle el “memorándum” que pareciera más una solicitud de ver hasta donde se puede lograr las peticiones del presidente en el sector eléctrico.
El presidente está pidiéndole a la CRE y CENACE, institucionalmente y personalmente, que violen flagrantemente las leyes en materia de competencia económica y las de Ley de la Industria Eléctrica (LIE).
Tanto la CRE y el CENACE, son instituciones que deben de garantizar la libre competencia y el equilibrio en el Mercado Eléctrico Mayorista, así como su eficiencia y confiabilidad, siguiendo siempre los lineamientos de política de la SENER de acuerdo a la LIE.
Pareciera que este 2020 se ha visto el armado de una Feria más grande que la de Chapultepec alrededor de las Energías Renovables, que han sido manejados e implementados de forma incorrecta.
En sus ámbitos la CRE y el CENACE siempre seguirán lineamientos que fortalezcan a la CFE y eviten que existan costos que no recupere en los mercados, incluso para sus Centrales Eléctricas más ineficientes y contaminantes la LIE tiene esquemas para que esos costos puedan ser incluidos en los modelos de despacho y liquidación.
Es decir que se pudieron impulsar los cambios en el MEM, sin tanto alboroto, para incluir los Servicios Conexos y crear nuevas reservas que permitan que las Centrales de CFE comercializar sus reservas entre generadores y cargas, por ejemplo. Lo cual se contempla en la implementación de la segunda etapa del MEM.
O mejorar los pronósticos de generación intermitente para confiabilidad del sistema con acciones simples desde la SENER, como el de establecer los límites mínimos de los errores en los pronósticos diarios para generadores solares y eólicos.
O impulsar la implementación de la segunda etapa del MEM llevando a cabo del Mercado de Una Hora en Adelanto, el Manual de Servicios Conexos o por fin emitir el Manual y llevara a cabo el primer Mercado de Certificados de Energías Limpias.
O trabajar en que se emita y/o implemente la regulación para el almacenamiento de energía, con eso eliminar las intermitencias de las energías limpias que tanto duelen a la presente administración.
Por el contrario, hemos visto acciones más enfocadas en la irracionalidad política que en la racionalidad técnica y económica.
Por un lado, incentivan a que los generadores “legados” se migren al MEM al aumentar las tarifas de porteo. Sin embargo, la CRE no otorga ningún permiso nuevo bajo el amparo de la LIE. Es decir, están siendo detenidas burocráticamente cientos de inversiones millonarias.
De acuerdo a la Ley General de Responsabilidades Administrativas (LGRA) el frenar estas inversiones por la NO entrega de permisos nuevos en el sector eléctrico; de forma discriminatoria, pueden terminar en infracciones a los servidores públicos que estén involucrados tanto institucional como personalmente.
Y es que todos los días siguen sin salir nuevos permisos, registros y autorizaciones que no sean las referentes a CFE y PEMEX. Esto claramente merma la competencia en el sector eléctrico mexicano.
La mentalidad del mexicano siempre debe de ser siempre de recibir más y mejores competidores en México sin importar su nacionalidad, ya que eso hará excelentes a las empresas mexicanas (incluida la CFE) que eventualmente llevarán la competencia a esos países. Ser de clase mundial es una actitud.
La finalidad de un Mercado Eléctrico es que se garantice que la Central Eléctrica que inyectará energía en esas horas será la más económica, así se garantiza que se desplacen las más ineficientes. Lo que naturalmente fomenta la competencia para continuar desarrollando más capacidad instalada de acuerdo a los incentivos del mercado.
Es urgente que tanto la CRE y el CENACE respondan desde su autonomía, las limitantes que tienen de acuerdo a las leyes mexicanas y que garanticen la libre competencia, desarrollo y la eficiencia en el Mercado Eléctrico Mayorista de acuerdo a su mandato constitucional.
También se vuelve imperante abrir el diálogo con los mexicanos, desde los consumidores hasta participantes del mercado, incluyendo a la SENER, CRE. CENACE y a la sociedad civil, para lograr una CFE y un PEMEX a la altura de la competencia a nivel mundial, siempre enfocados en el bienestar de la mayoría de los mexicanos.
El reto que conlleva el sector eléctrico mexicano es imposible lograrlo solo desde SENER, así como cualquier cosa en esta vida, en equipo, sociedad, gobierno, academia y empresa pueden alcanzar, sin duda alguna, las metas que exige una soberanía energética limpia, eficiente, sostenible y sustentable para las futuras generaciones.
#PorMásyMejoresEmpresas

Carlos Aurelio Hernández González Presidente de la Comisión de Energía de COPARMEX Metropolitano del Estado de México Vicepresidente de Energía Renovables de la Comisión Nacional de Energía COPARMEX Twitter: @cauhdez