El gobernador Martín Orozco Sandoval anunció medidas extraordinarias ante el crecimiento en el número de contagios y ocupación hospitalaria; dijo que se hará lo necesario para evitar un escenario catastrófico.
El relajamiento social que incluye proliferación de fiestas familiares y con amigos, en las que no se guarda la sana distancia ni se aplican medidas básicas de prevención, así como el desquicio que se dio en el Buen Fin, fueron las gotas que derramaron el vaso y que obligaron a extremar las medidas de prevención.
Dos semanas de Ley Seca, uso obligatorio de cubrebocas, cierre de negocios no esenciales, y restaurantes y puestos de tacos sólo para llevar.
Hoy entran en vigor las medidas dirigidas a contener la transmisión de COVID-19, así como para disminuir la ocupación hospitalaria; hasta el día 30.
La prohibición de venta de alcohol es en los once municipios, y todas las acciones citadas tendrán el carácter de obligatorio, por lo que se contemplan multas, arresto de 36 horas, clausuras temporales y cancelación de licencia de venta de alcohol, en caso de reincidencia.
Expresó que como sociedad no podemos esperar ni permitir que esta situación llegue a un punto crítico que signifique comprometer la atención oportuna a los pacientes contagiados por COVID y perder a más seres queridos.
La suspensión total de operaciones aplicará para los siguientes giros y actividades: comercios de cualquier índole con acceso al público, centros comerciales, venta de bebidas alcohólicas, espectáculos públicos, oficinas, sucursales o de representación comercial que brinden atención al público, gimnasios y actividades deportivas grupales.
Se suspenden las ceremonias civiles, sociales o religiosas en las que intervengan más de 15 personas; las reuniones y eventos sociales en la vía pública y en espacios como jardines, salones de fiestas o similares; eventos culturales, foros, conferencias, cursos, talleres, exposiciones, actividades comunitarias y presentaciones artísticas con presencia de espectadores.
Además deberán cerrar sus puertas todos aquellos giros y actividades que en el uso de sus facultades legales, sean determinadas por las autoridades de los 11 municipios.
El mandatario hizo el anuncio en Palacio Mayor, acompañado de alcaldes, empresarios y diversas autoridades.
Advirtió que “si hoy no asumimos la parte que nos corresponde en el manejo de la pandemia como autoridades, empresarios, padres de familia o líderes de la comunidad, en pocas semanas o hasta en pocos días, la situación será caótica y difícil de revertir.