Un drogadicto le quitó la vida a su propia madre y no conforme con ello, le cortó la cabeza, tras agredirla con un arma blanca. Aparentemente, tenía la intención de enterrar el cuerpo en un domicilio contiguo que está deshabitado y donde ya había realizado un agujero.
Los terribles hechos quedaron al descubierto ayer a las 18:00 horas, en un domicilio ubicado en la calle Real del Álamo, en el fraccionamiento Paseos de las Haciendas, municipio de Jesús María.
Hasta ese lugar acudieron los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del municipio de Jesús María, quienes encontraron a la señora Adriana, de 46 años de edad, ya sin vida. Presentaba varias heridas cortantes en diferentes partes del cuerpo que le fueron provocadas con arma blanca, además de que le faltaba la cabeza, la cual fue localizada en una de las recámaras.
El presunto responsable resultó ser el propio hijo de la señora Adriana, quien responde al nombre de Cristian Adrián, de 28 años de edad, el cual fue detenido por los mismos elementos de Seguridad Pública del municipio de Jesús María.
Presuntamente, el matricidio ocurrió desde el viernes por la noche, mientras la señora Adriana se encontraba dormida, pero fue hasta ayer que su cuerpo fue localizado por uno de sus hermanos que acudió a visitarla.
Cuando Cristian Adrián se dio cuenta de la llegada de su familiar, intentó darse a la fuga, pero momentos después fue detenido por los uniformados. Presuntamente, dicho sujeto se encontraba bajo los influjos de las drogas.
Cabe destacar que en un domicilio aledaño que no está habitado, fue localizado un agujero donde el presunto responsable pretendía enterrar a su madre para evitar que la encontraran.
Al lugar de los hechos se presentaron elementos de la Fiscalía General del Estado, encabezados por el agente del Ministerio Público, a fin de realizar las diligencias correspondientes.

¡Participa con tu opinión!