Más de 600 reportes de apoyo por la realización de fiestas y reuniones familiares,  canalizó el número de emergencia 911 a las policías preventivas de los once municipios del Estado, tan solo durante el pasado fin de semana.

Luego de que el gobernador Martín Orozco Sandoval anunciara en su momento que por medio de llamadas ciudadanas se podría reportar cualquier evento con aglomeración de personas, desde el pasado viernes y hasta el día de ayer Aguascalientes capital concentró un 85 por ciento de las denuncias, equivalente a poco más de 500 llamadas. Sin embargo, la Secretaría de Seguridad Pública Municipal informó que se atendieron alrededor de 200, cifra que difiere con las entregadas por la SSPE.

Por su parte, los municipios de Jesús María y San Francisco de los Romo generaron un 7 y 2.5 por ciento, respectivamente, mientras que el resto, un porcentaje marginal, fueron acumuladas por los ayuntamientos de Asientos, Cosío, Pabellón de Arteaga, Calvillo, Tepezalá, Rincón de Romos y El Llano.

Las corporaciones municipales informaron al C5 que derivado de los reportes, se procedió a la colocación de apercibimientos e infracciones a establecimientos; en el caso de reuniones o fiestas en domicilios particulares, se invitó a las personas a retirarse del lugar, para evitar aglomeraciones.

Cabe aclarar que en algunos de los reportes autoridades policiacas de los municipios no reportaron información sobre su actuación y resultados.

Finalmente, las autoridades exhortaron a la población a continuar respetando las medidas emergentes, pues la atención a reportes por medio del número de emergencia será constante.

(Rubén Torres Cruz/Heraldo Digital)