Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Tras el reciente hallazgo del cuerpo de la joven Debanhi Escobar en Nuevo León, así como por las decenas de desapariciones y feminicidios, mujeres y colectivas feministas se movilizaron ayer con marchas, plantones y protestas en al menos 13 estados del País, de acuerdo con reportes locales.
Las movilizaciones fueron registradas en la Ciudad de México, Chiapas, Guanajuato, Guerrero, Hidalgo, Jalisco, Estado de México, Quintana Roo, Oaxaca, Puebla, Tamaulipas, Veracruz y Yucatán.
En Chiapas, las protestas empezaron a las 16:00 horas con una marcha en la que las participantes pegaron papeles con quejas en las letras de «Tuxtla Gutiérrez», previo a su arribo al Palacio de Gobierno estatal.
«Si un día no vuelvo, búsquenme en sus canciones» y «marcho porque estoy viva y no sé hasta cuándo», fueron algunas de las consignas.
En Guanajuato, la frase de «Ni una más» fue replicada por la Red Feminista de León y también por hombres y mujeres que acompañaron la protesta en el Arco de la Calzada.
En Guerrero, se exigió el esclarecimiento y detención de los responsables del feminicidio de la adolescente Frida Alondra, originaria de Cuajinicuilapa, pero hallada en territorio oaxaqueño.
«Si una mujer es morenita y es asesinada la Fiscalía no investiga y si lo hace es porque la familia hace la presión», señaló en Chilpancingo, Yolitzi Jaimes, quien es integrante de la Colectiva Nacional Feminista.
En el Municipio de Tlapa, también cerca de 100 mujeres marcharon hacia el Zócalo para exigir estrategias que paren los feminicidios en esta región de la Montaña.
En Acapulco, la explanada del parque Papagayo, sobre la Costera Miguel Alemán, fue tapizada con un memorial en nombre de las asesinadas.
En Chetumal, en Quintana Roo, las mujeres realizaron pintas a las afueras del Congreso estatal.

¡Participa con tu opinión!