Mal terminaron la parranda

Una parranda de unos jóvenes está a punto de terminar en tragedia, ya que sufrieron un accidente tipo volcadura en la carretera federal No. 45 Sur, a la altura de la planta Nissan A-2, que dejó como saldo tres personas lesionadas, entre ellos uno que fue trasladado agonizante a un hospital.
La aparatosa volcadura se originó debido al exceso de velocidad en que se desplazaba la camioneta en que viajaban las víctimas, aunado a que el conductor se encontraba en completo estado de ebriedad.
El percance se registró el viernes a las 19:50 horas, en la carretera federal No. 45 Sur, frente a la planta Nissan A-2, lugar hasta donde acudieron elementos de la Guardia Nacional, la Unidad de Rescate Urbano de Cruz Roja y ambulancias de la Coordinación Municipal de Protección Civil y de la misma Cruz Roja.
Las víctimas que no fueron identificadas debido a la gravedad de sus lesiones y al estado de ebriedad en que se encontraban, fueron trasladadas a recibir atención médica al Hospital Hidalgo y al Hospital Tercer Milenio.
Se trata de tres personas del sexo masculino de entre 20 y 27 años, quienes viajaban a bordo de una camioneta Ford Explorer, color gris y con placas de circulación AEV-890-B del estado de Aguascalientes.
Se estableció que la camioneta se desplazaba a exceso de velocidad por la carretera federal No. 45 Sur en dirección de norte a sur, cuando en determinado momento, el conductor perdió el control hacia su lado izquierdo, por lo que aplicó los frenos y dejó un derrape de más de 150 metros.
Sin embargo, al final no logró controlar la camioneta, que terminó por volcarse de manera aparatosa y tras brincar el camellón central y derribar varios árboles, terminó en los carriles de circulación contrarios volcada sobre su toldo.
Una de las víctimas quedó con medio cuerpo fuera de la camioneta y gravemente herido, por lo que paramédicos de la Coordinación Municipal de Protección Civil lo trasladaron de inmediato al Hospital Hidalgo para tratar de salvarle la vida.
Mientras que los otros dos lesionados, fueron canalizados en ambulancias de la Cruz Roja, a recibir atención médica al Hospital Tercer Milenio. Cabe destacar, que en la escena del accidente quedaron regadas latas de cerveza y botellas de vino.

¡Participa con tu opinión!