Por fin la espera terminó y tras varios años sin poder tener una temporada normal, las Lobas de Aguascalientes hicieron su debut en la campaña 2021 en la máxima liga del baloncesto profesional en México. Afortunadamente las de Israel Zermeño arrancaron con una doble victoria sobre las Racers de Saltillo que las catapultó a la cima de su conferencia, aunque hay otros cuatro equipos con la misma marca.
El trabajo en equipo fue lo más importante para las Lobas, pero hubo algunas jugadoras que sobresalieron más en estos dos primeros encuentros y que de inmediato se pusieron ya en la cima de las estadísticas individuales. La más sobresaliente fue Hazel Ramírez que fue la líder de la ofensiva de Lobas tomando la batuta de la mayoría de las jugadas, con 26 unidades se posiciona ya en el top 10 de las jugadoras con más puntos conseguidos en estas primeras dos jornadas.
En cuanto a rebotes, Sandra Vargas consiguió en promedio 5.5 rebotes defensivos por partido la tercera mayor cantidad en estos dos juegos en toda la liga mientras que María Faz con 17 rebotes totales se colocó como la cuarta mejor en ese departamento. La misma Faz fue la segunda jugadora con mejor promedio al momento de buscar el aro con una efectividad del 63.6% aprovechando cada jugada que podía para sumar unidades. Las que tendrán que mejorar un poco son Paulina Rodríguez que tuvo cinco pérdidas de balón en promedio por partido y Paola Beltrán que tuvo cinco faltas en promedio, ambas entre las jugadoras con mayor número en ambas listas.
Ahora, las Lobas tendrán una semana de trabajo importante para afinar los detalles que se pueden mejorar tras la primera serie recordando que este fin de semana también irán de gira cuando se midan a Barreteras en doble enfrentamiento.