Funerarias redoblaron las medidas de seguridad e higiene en favor de los usuarios, así como para el personal, a fin de evitar posibles contagios por coronavirus durante los funerales, así lo dio a conocer el asesor funerario, Alfonso Linares Medina.

En entrevista con El Heraldo, Linares Medina señaló que las empresas funerarias en Aguascalientes están asumiendo las medidas dictadas por las autoridades sanitarias para la protección tanto de los trabajadores como de los clientes, por lo que se formularon una serie de protocolos que se pusieron en operación ante la contingencia del COVID-19.

Detalló que se colocaron puestos de gel en las instalaciones para que todas las personas tengan acceso a dicha herramienta de higiene, por lo que los empleados tienen que estar lavándose las manos constantemente cada 20 o 25 minutos, además de que usan guantes para hacer sus actividades dentro de las instalaciones. En el caso de las personas que recogen los cadáveres, están protegidas con guantes y equipo de protección para su ropa, además de que las carrozas se desinfectan, antes y después de cada uso de los servicios; se lavan los pisos con hipoclorito de sodio, se desinfectan los muebles y se sanitizan los espacios antes y después de cada servicio.

Indicó que también se guarda la sana distancia entre los mismos operadores y el personal y se establece esta política dentro de las capillas para los clientes que asisten a la funeraria, por lo que en función del tamaño de la misma, la gente pueda ingresar en pequeños grupos no mayores a las 10 personas y deben guardar un metro y medio de distancia para que no haya contacto y evitar algún tipo de contagio. “Los clientes lo han entendido muy bien y de hecho, ellos colaboran y cooperan, saben de la situación que estamos pasando como estado y como país y respetan justamente estas medidas y ayudan, organizando el funeral”.