Se espera que durante la jornada electoral del domingo próximo impere la suma de voluntades, en donde se permita al ciudadano decidir libremente su voto, “lo ideal es que quien gane lo haga holgadamente y el que pierda lo haga con dignidad democrática”, expresó el vocal ejecutivo del INE en la entidad, Ignacio Ruelas Olvera.
Los ciudadanos todavía tienen este día para analizar y razonar tranquilamente a quién le van a otorgar el poder de su sufragio, esperando que se tome la mejor opción, tal como es el compromiso de toda sociedad democrática, y si previamente se tuvieron pronunciamientos y planteamientos de propuestas, al ciudadano le corresponde atender al llamado de elegir.
Lo que debe quedar claro a la ciudadanía que simpatiza con unos y otros grupos políticos, pero todavía más para candidatos y partidos, es que la suma de voluntades es lo que da triunfos y derrotas”, y como tal, debe ser respetado.
Pero en caso de que alguno de los aspirantes o quienes le abanderaron no se sientan conformes con el resultado, es que se podrá recurrir a un dispositivo jurisdiccional, y es cuando se dice que las elecciones se judicializan “y qué bueno que se judicialicen cuando amerite, no hay mejor paso que una elección sea determinada por un juez, y que sea quien determine a quien da la razón, si al agraviado o al señalado”.
En Aguascalientes no hay nada qué temer, pues aquí se han desarrollado campañas proselitistas dentro de lo que cabe, con plena tranquilidad y en una convivencia agradable, si bien hay rispidez entre contendientes, es algo natural, dado que son juegos electorales y políticos”, pero esto no debe dividir a los ciudadanos.
Cierto que hay momentos en que se desbordan las pasiones, lo cual es natural y se contiene con la educación cívica de las y los aguascalentenses, cosa que no se ha logrado en entidades que rodean a Aguascalientes en donde ha habido violencia desmedida, a grado tal que durante esta campaña fueron 88 candidatos los asesinados.
Ruelas Olvera refirió que para la jornada electoral del domingo, se contará con la participación de la comunidad democrática internacional que ha arribado a México con más de 600 visitantes extranjeros de una media centena de países democráticos, principalmente de la Unión Europea, que estarán en calidad de observadores y atentos al proceso electoral.