En estado de descomposición fue localizado anoche el cuerpo sin vida de un septuagenario que vivía solo y a quien sus familiares tenían cuatro días que no lo habían visto ni tampoco tenían noticias de él.
Se llamó Pedro, contaba con 70 años de edad y tuvo su último domicilio en la calle Capulín, en el fraccionamiento Lomas del Chapulín.
Hasta ese lugar llegaron elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del Municipio de Aguascalientes y paramédicos, tras recibir el reporte sobre una persona del sexo masculino ya sin vida.
Los hechos tuvieron lugar a las 21:30 horas de ayer, cuando un hijo del ahora occiso, de nombre Eduardo, de 42 años de edad, decidió ir a buscar a su padre, debido a que desde hace cuatro días no tenía noticias de él y tampoco había logrado contactarlo por teléfono.
Al arribar al domicilio donde el septuagenario vivía solo, lo encontró tirado junto a su cama y el cuerpo sin vida ya presentaba un avanzado estado de descomposición, por lo que decidió llamar a los servicios de emergencia para reportar lo ocurrido.
Al lugar de los hechos se presentó personal de la Fiscalía General del Estado, encabezados por el agente del Ministerio Público, a fin de realizar las diligencias correspondientes. Se determinó que su deceso fue a consecuencia de un paro cardiaco.