Aguascalientes se sumó al sistema único de salud impulsado por el Gobierno Federal, atendiendo para ello las reglas generales de operación, pero manteniendo la rectoría de hospitales públicos y Centros de Salud, explicó el gobernador Martín Orozco Sandoval. Dentro de las negociaciones con autoridades federales, se logró también obtener un presupuesto superior a los 120 millones de pesos, que permitirán la conclusión del Hospital de Pabellón de Arteaga, entre otras obras del sector salud.

El mandatario, detalló que al igual que los estados de Guanajuato, Tamaulipas, así como Chihuahua y Jalisco, Aguascalientes firmó el convenio de no adhesión al Insabi, pero sí de coordinación para atender de manera precisa las reglas dictadas por el Gobierno Federal, como es la gratuidad en los servicios médicos. Para ello, agregó se abrirá un padrón estatal, partiendo de la base del extinto Seguro Popular para que las personas sin seguridad social puedan ser atendidas con el nuevo modelo. Sin embargo, dijo que la gratuidad de los servicios médicos deberá de ser paulatina y de acuerdo al presupuesto de la Federación y con cálculos con los estados involucrados.

Orozco Sandoval resaltó que aún cuando se estarán sujetos a las reglas del Insabi, el principal logro de los acuerdos alcanzados con el Gobierno encabezado por López Obrador, fue el mantener la rectoría de los hospitales públicos, así como de los 84 Centros de Salud.

Agregó que las licitaciones para medicamentos también serán de manera autónoma, pero con precios de referencia que determine la Federación para evitar supuestos sobreprecios en la adquisición de claves médicas.

Las negociaciones también contemplaron acceder a recursos de diversos fondos, que vislumbran atención a enfermedades de alto costo, padecimientos en menores de cinco años, así como atención médica para pacientes de otros estados. Además de eso, se lograron 120 millones de pesos para la conclusión del Hospital de Pabellón, que tendrá una capacidad de 30 camas, así como 10 millones más para el edificio G del Hospital Hidalgo, obras que serán entregadas a mediados del próximo año, tendiendo que aportar el Estado alrededor de 40 millones de pesos.

“Este debate nos pone en contrapesos políticos que deben de existir en cualquier gobierno, pero también nos pone en un gran diálogo que al final se tuvo con el Gobierno Federal. Logramos mucho aun con el compromiso del tema de hacer con el presidente un solo sistema de salud como el pretende”, manifestó.