La oportuna intervención de policías preventivos de Aguascalientes, evitó que un joven se suicidara en un domicilio ubicado en el poblado de Norias de Ojocaliente.
Los hechos se registraron el miércoles a las 00:35 horas, cuando en el C-4 Municipal se recibió un reporte, donde se informaba que en una vivienda ubicada en la calle Coral, en el poblado de Norias de Ojocaliente, se encontraba una persona del sexo masculino que amenazaba con suicidarse.
El reporte fue atendido por policías preventivos del Grupo de Atención a la Violencia de Género de la SSPM, quienes se trasladaron al sitio señalado y al hacer su arribo fueron recibidos por quien dijo llamarse Miguel Ángel, de 34 años.
Esta persona indicó que horas antes, recibió un mensaje en su teléfono celular de su hermano Alejandro, de 29 años, quien se encontraba muy alterado ya que momentos antes había tenido un conflicto familiar.
Esta persona le escribió varios mensajes donde le advertía que se iba a quitar la vida, por lo que le prestó uno de sus domicilios ubicado en la calle Coral y le pidió que se relajara.
Sin embargo, en el transcurso de la noche siguió recibiendo mensajes, hasta que en determinado momento leyó uno donde su hermano Alejandro se estaba despidiendo, por lo que alarmado, decidió trasladarse al domicilio donde se encontraba.
Sin embargo, luego de tocar la puerta insistentemente no obtuvo respuesta, por lo que solicitó la presencia de los policías preventivos para que ingresaran a la vivienda.
Con la autorización de Miguel Ángel, los oficiales quebraron el vidrio de la puerta principal y lograron ingresar a la vivienda, siendo que al dirigirse al patio trasero, encontraron a Alejandro con un cable de plástico color negro alrededor del cuello y a punto de suicidarse.
Por tal motivo los policías preventivos comenzaron a dialogar con él para convencerlo de que desistiera de sus intenciones. Luego de algunos minutos, finalmente Alejandro se quitó el cable del cuello, lo que aprovecharon los oficiales para asegurarlo y evitar que se fuera a provocar algún daño.
Posteriormente, fue abordado a una patrulla y trasladado a la Dirección de Justicia Municipal, en el Complejo de la SSPM, donde quedó a disposición del área de Trabajo Social, a fin de que se le proporcione atención psicológica especializada.